Más

Suscribirse

Redes Sociales

Una delegación dominicana abordará con congresistas estadounidenses la situación en Haití

Una delegación dominicana integrada por dirigentes de partidos políticos, representantes del Gobierno y miembros del mundo académico viajará a Washington para abordar con legisladores estadounidenses y diversos organismos la crisis en Haití y su impacto en República Dominicana.

Según se informó oficialmente, la comisión -designada por el presidente dominicano, Luis Abinader- mantendrá reuniones individuales con una decena de legisladores estadounidense (está por confirmar el encuentro con el senador Marco Rubio), además de visitar el Centro J. Perry, del Departamento de Defensa, y el Comité Judío Americano.

En las próximas semanas otras delegaciones viajarán a Ottawa para entrevistarse con autoridades canadienses y a Bruselas y París, al Parlamento Europeo y al francés.

También acudirán al Parlamento Centroamericano en Guatemala, así como a Suramérica y a África, detalló la nota.

Durante cuatro meses representantes de partidos, miembros de distintas instancias del Gobierno y representantes del mundo académico han estado trabajando en la elaboración de un pacto nacional para hacer frente a los efectos de la crisis haitiana en República Dominicana a nivel económico, migratorio, de política exterior y de control fronterizo, tras el llamamiento en ese sentido efectuado por Abinader.

Para cada uno de esos ejes temáticos se han constituido mesas de trabajo en las que han participado casi treinta organizaciones políticas, el Gobierno y decenas de académicos y especialistas.

Hay preparada una gran propuesta con amplios niveles de acuerdo, que ya solo requiere de algunas reuniones adicionales para lograr un consenso total que permita la firma definitiva del pacto nacional, afirmó el texto.

Haití vive una crisis en todos los órdenes, agravada tras el asesinato hace dos años del entonces presidente Jovenel Moise, a la que se suma la extrema violencia de las bandas armadas que controlan la mayor parte de Puerto Príncipe y la reaparición del cólera.

Ante esta situación y sus consecuencias, República Dominicana defiende la necesidad urgente del envío de una fuerza multinacional de apoyo a la Policía Nacional de Haití para lograr la pacificación del país.

En octubre pasado, el primer ministro haitiano, Ariel Henry, solicitó el apoyo de efectivos extranjeros y, aunque el secretario general de la ONU, António Guterres, propuso establecer una fuerza, todavía no se ha concretado una respuesta al respecto de la comunidad internacional.

A nivel interno, el Gobierno dominicano ha destacado en varias ocasiones la carga económica que representa para el país la comunidad haitiana indocumentada y ha afirmado que el “masivo” flujo de ciudadanos haitianos es “insostenible”. EFE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *