Más

Suscribirse

Redes Sociales

Trabajadores de la salud en EE.UU. logran un acuerdo provisional tras una huelga histórica

EFE
EFE

Los 75,000 trabajadores de la salud sindicalizados de Kaiser Permanente, uno de los mayores proveedores de atención médica de Estados Unidos, anunciaron haber logrado un acuerdo provisional con la empresa, lo que abre el camino para poner fin a una huelga histórica.

La huelga, que duró tres días, es una de las mayores que ha vivido el sector de la salud en Estados Unidos y en la que los estados más afectados han sido California, Colorado, Washington, Virginia y Oregón, además del Distrito de Columbia.

El sindicato estaba amenazando con una mayor huelga de ocho días el próximo mes si no se llegaba a un acuerdo antes del 31 de octubre, pero el anuncio de hoy prepara el terreno para que se formalice el acuerdo y se desconvoque la huelga.

A través de la red social X (antes Twitter), el sindicato SEIU-UHW anunció: “Estamos emocionados de haber alcanzado un acuerdo tentativo con los trabajadores de atención médica de primera línea de la @UnionCoalition esta mañana”.

Los trabajadores en huelga forman parte de ocho sindicatos que conforman el 40 % de la fuerza laboral total de Kaiser Permanente, una empresa sin ánimo de lucro que administra 39 hospitales y más de 700 consultorios médicos. El sindicato SEIU-UHW es el más grande de todos.

Kaiser Permanente, por su parte, hizo un anuncio similar a través de la cuenta de la empresa en X, comunicando que se ha alcanzado un acuerdo provisional.

Hasta el momento, los detalles exactos del acuerdo no se han dado a conocer, aunque se espera que se revele más información a lo largo del día.

Durante la huelga, los 75.000 trabajadores sindicalizados han pedido una mayor seguridad laboral, ya que, después de la pandemia, afirman, la escasez de personal está comprometiendo la atención al paciente y llevando a muchos trabajadores al límite.

Además, han solicitado un aumento salarial y un aumento en el número de contrataciones para distribuir la carga de trabajo.

Los huelguistas incluyen a profesionales de la enfermería, dietistas, recepcionistas, optometristas y farmacéuticos, quienes tomaron la decisión de ir a la huelga después de que sus contratos expiraran el 30 de septiembre, sin haber logrado llegar a un acuerdo con la empresa.

Este parón en el ámbito de la salud se produce en un momento en el que Estados Unidos ha experimentado un incremento en el número de huelgas y un renacimiento del movimiento sindical.

Hasta la fecha, la huelga más significativa en el sector de la salud tuvo lugar en 2018, cuando 53.000 trabajadores suspendieron sus labores, según datos del Oficina de Estadísticas Laborales de los Estados Unidos. EFE

Compartir Nota

Redes Sociales

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *