Más

Suscribirse

Redes Sociales

Simone Biles debe conformarse con la plata en salto tras errar en el “Biles II”

EFE
EFE

La estadounidense Simone Biles, la mejor gimnasta de todos los tiempos, demostró que también es humana tras tener que conformarse con la medalla de plata en la final de salto de los Mundiales de Amberes, en la que se impuso la brasileña Rebeca Andrade.

De nada le sirvió a Biles, que hasta el momento contaba por triunfos sus actuaciones en la ciudad belga tras colgarse el oro tanto en el concurso individual como en el de por equipos, ejecutar el “Biles II”, el Yurchenko con doble mortal carpado que la norteamericana ha estrenado en esta competición.

Un arriesgado salto que acabó costando la medalla de oro a Biles, que vio como los jueces la penalizaban con medio punto tras ser incapaz de controlar el aterrizaje y acabar cayendo de espaldas sobre la colchoneta.

Fallo que no pasó desapercibido para los jueces que calificaron el primer salto de Biles, que llegaba a la final con la mejor puntuación de todas las participantes, con una nota de 14,433.

Mucho mejor le fue a Simone Biles, campeona del mundo en este aparato en los años 2018 y 2019, en su segundo intento en el que la de Ohio logró una calificación de 14,666 para lograr una media de 14,549 puntos.

Una nota que abría las puertas del triunfo a la brasileña Rebeca Andrade, plata en estos Mundiales de Amberes en el concurso completo, que logró en la clasificatoria una nota de 14,633.

Resultado que la brasileña, vigente campeona olímpica, no sólo alcanzó en la final si no que lo mejoró tras firmar un primer salto de 15,000 y un segundo de 14,500 que permitieron a Rebeca Andrade colgarse la medalla de oro con una calificación de 14,750 puntos.

Completó el podio la surcoreana Seojeong Yeo que se colgó la medalla de bronce con un nota de 14,416 unidades, un cuarto de punto más que la mexicana Alexa Moreno, que como ya le ocurrió en los pasados Juegos Olímpicos de Tokio tuvo que conformarse con la cuata plaza con un puntuación de 14,166.

Si Simone Biles, la gimnasta con más medallas, veintiocho -21 oros, 4 platas y 3 bronces-, en la historia de los Mundiales, tuvo que conformarse con la segunda plaza, la norteamericana ni tan siquiera pudo subir al podio en la final de paralelas asimétricas en la que concluyó quinta.

La misma posición en la que Biles concluyó la ronda clasificatoria, dominada por la jóvenes Qiyuan Qiu, Shilese Jones y Kayla Nemour, que volvieron a ser las mejores en la final de este día.

Una final en la que la china Qiu volvió a demostrar su precisión con un sobresaliente ejercicio que le permitió alzarse con un nota de 15,100 con la medalla de oro por delante de la argelina Kayla Nemour, plata con 15,033 puntos.

Cerró el podio la estadounidense Shilese Jones, plata el pasado año en Liverpool, que se colgó la medalla de bronce con una nota de 14,766, la misma que logró la china Zhuofan Huang, que se vio relegada a la cuarta plaza por su peor nota de ejecución.

Dolgopyat y Liu hacen valer su condición de campeones olímpicos

Si la derrota de Biles en la final de salto no entraba en los planes, quienes sí cumplieron con los pronósticos fueron el israelí Artem Dolgpyat y el chino Yang Liu, vigentes campeones olímpicos, que se colgaron el oro en las finales de suelo y anillas, respectivamente.

Dolgopyat, que ya logró la mejor nota en la clasificación, se impuso en la final con una nota 14.866 unidades por delante del japonés Kazuki Minami, plata con 14.666, y del kazajo Milad Karimi, que se colgó la medalla de bronce con una puntuación de 14.600.

Por su parte, el chino Yuang Liu arrebató con calificación de 15,233 puntos la medalla de oro al griego Eleftherios Petrounias, que buscaba su cuarto título de campeón del mundo de anillas y que tuvo que conformarse con la plata con una nota de 15,066.

Completó el podio el chino Hao You que se colgó la medalla de bronce tras sumar 14,833 puntos.

Por su parte, el irlandés Rhys McClenaghan revalidó el título de campeón del mundo que conquistó el pasado año en Liverpool tras imponerse con una nota de 15.100 en la final de caballo con arcos por delante del estadounidense Khoi Young, plata con 14.966, y del jordano Ahmad Abu Al Soud, bronce con 14.633 puntos.EFE

Compartir Nota

Redes Sociales

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *