Más

Suscribirse

Redes Sociales

Seúl, Tokio y Washington instan a repatriar a los trabajadores norcoreanos

Los enviados diplomáticos para asuntos nucleares de Corea del Sur, Japón y EE.UU. pidieron hoy a la comunidad internacional que repatríe a los trabajadores norcoreanos en el extranjero de cara a reducir el envío de remesas que sirven para financiar el programa de armas de destrucción masiva de Pionyang.

Los tres enviados, el surcoreano Kim Gunn, el nipón Takehiro Funakoshi y el estadounidense Sung Kim emitieron hoy un comunicado al término de su encuentro trilateral en Seúl en el que condenaron los repetidos lanzamientos de misiles balísticos del régimen “así como su desestabilizadora y creciente escalada retórica relacionada con el uso de armas nucleares”.

La reunión llega apenas 10 días después de que el líder norcoreano, Kim Jong-un, inspeccionara cabezas nucleares tácticas, un tipo de armamento que Pionyang nunca antes había exhibido y que Corea del Norte está volcada en mejorar sus armas atómicas de corto alcance para su uso potencial contra Corea del Sur o países vecinos como Japón.

En el comunicado los tres diplomáticos destacaron “que de acuerdo a la resolución del Consejo de Seguridad de la ONU 2397 de 2017 los Estados miembros deben repatriar a todos los trabajadores de la República Popular Democrática de Corea (nombre oficial de Corea del Norte) que estén generando ingresos en sus jurisdicciones”.

Te podría interesar: Biden veta una resolución del Congreso que revertía normas sobre agua limpia

El texto “deplora la violación de derechos humanos” que supone el desvío de los ingresos de estos trabajadores para financiar el programa nuclear y de misiles e incide no solo en los trabajadores que realizan labores físicas (normalmente en sectores con el maderero o de la construcción) sino también en el creciente número de ingenieros de comunicaciones norcoreanos que logran contratos bajo nacionalidades falsas.

“También estamos profundamente preocupados por la forma en que la RPDC financia estos programas -de armas- mediante el robo y el lavado de fondos, así como la recopilación de información a través de actividades cibernéticas maliciosas”, añade el escrito.

Solo en 2022 se estima que Corea del Norte logró robar criptodivisas valoras en 1.700 millones de dólares a través de su ejército de piratas informáticos. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *