Más

Suscribirse

Redes Sociales

Scholz sobre el auge de la ultraderecha: “el genio ha salido de la botella”

EFE/EPA/Filip Singer
EFE/EPA/Filip Singer

El canciller alemán, Olaf Scholz, afirmó en referencia al auge de la ultraderechista Alternativa por Alemania (AfD) que “el genio ha salido de la botella”, pero expresó el convencimiento de que es posible “convencer” a muchos de sus votantes a través de “una política que ponga a nuestro país en la senda correcta”.

“Aquí ha pasado más tarde que en otros países, pero ahora nos vemos obligados a establecer que el genio ha salido de la botella”, dijo el canciller en una entrevista con el semanario ‘Die Zeit’, en un momento en que las encuestas sitúan a la AfD como segunda fuerza política con una intención de voto de más del 20 %.

El fenómeno puede verse a nivel de toda Europa, matizó Scholz, que lo achacó a una pérdida de confianza de los ciudadanos en un tiempo de “inquietud” generalizada y “grandes cambios”.

“En España sólo se consiguió con esfuerzo evitar una coalición del partido conservador y de populistas de derechas”, señaló, haciendo alusión también a la situación en otros países como Suecia, Países Bajos, Bélgica, Francia, Portugal e Italia.

Entre los motivos de apoyo a la AfD, el canciller citó la existencia de personas que realmente comparten ideas “extremistas” como la de expulsar del país a 20 millones de ciudadanos alemanes, en referencia a los vínculos recientemente destapados del partido con un plan de extremistas de derechas para echar de Alemania a todas las personas de origen extranjero.

Sin embargo, otros les respaldan porque no están de acuerdo con el apoyo del Gobierno a Ucrania, porque están en contra de la lucha contra el cambio climático o porque ven de forma “escéptica” el fenómeno migratorio, dijo Scholz.

A estos se les puede “convencer” a través de una política “que ponga al país en la senda correcta y se enfrente a los problemas”, por ejemplo tomando medidas para reducir la migración irregular, argumentó.

Además, el canciller asumió también la “responsabilidad” por el descontento de buena parte de la población con el Gobierno de coalición de socialdemócratas, verdes y liberales.

“Por desgracia pocas veces hemos logrado tomar decisiones importantes sin largas confrontaciones públicas. Eso se nos puede achacar a nosotros y es algo que me hubiera gustado evitar”, señaló, en un raro ejercicio de autocrítica.

Defendió no obstante la decisión de recortar el subsidio al diésel agrario que ha causado multitudinarias protestas por todo el país, en base a la necesidad de avanzar en la transición verde.

Alcanzar ese objetivo es algo que “se puede hacer, pero no sin conflictos”, indicó y remachó que “la política no es para personas cobardes”.

Finalmente, calificó de “cuento” los rumores sobre un posible plan para plantear una cuestión de confianza en el Parlamento o incluso ceder el testigo como canciller debido al desplome de su popularidad. EFE

Compartir Nota

Redes Sociales

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *