Más

Suscribirse

Redes Sociales

Satélites detectan daños por inundación en centro de test nuclear norcoreano

La India concluye sin éxito una misión espacial con dos pequeños satélites

Expertos del estadounidense Centro de Estudios Estratégicos e Internacionales (CSIS) han observado, a partir de fotos tomadas por satélite, daños causados por inundaciones en la única carretera de acceso con la que cuenta el centro de pruebas nucleares de Punggye-ri en Corea del Norte.

A partir de una serie de siete fotos tomadas entre el 24 de junio y el 24 de agosto, los expertos dicen que se “puede observar daños provocados por las inundaciones en la única carretera de acceso a las instalaciones” debido a las lluvias torrenciales caídas en los dos últimos meses.

Estos daños pueden “haber restringido temporalmente la movilidad” a lo largo de esta vía, aunque a su vez no parece haber pruebas suficientes de que las tormentas hayan tenido un impacto significativo sobre la capacidad operativa de Punggye-ri, explican los analistas en un estudio publicado hoy en la web especializada Beyond parallel.

De hecho, en el extremo norte de las instalaciones se ha detectado la construcción de una carretera de unos 740 metros de longitud que circunvala la mencionada carretera inundada y conecta el centro de mando y el centro de asistencia.

Esta nueva vía de circunvalación “debería proveer acceso sin obstrucciones durante futuras inundaciones”, añade el análisis.

A su vez, imágenes del pasado 24 de agosto muestran que no hay cambios significativos en el llamado túnel 3 o portal sur, algo acorde con lo dicho por los servicios inteligencia de EE.UU. y Corea del Sur, que afirman que Pionyang está listo desde primavera para llevar a cabo en este sistema de galerías la que sería su séptima prueba nuclear, la primera en cinco años.

En ese sentido, los expertos del CSIS vuelven a insistir en que la fecha de la realización de este nuevo test parece depender exclusivamente de una orden directa del líder norcoreano, Kim Jong-un.

Los satélites comenzaron a captar preparativos para una nueva detonación atómica subterránea en Punggye-ri (noreste del país) el pasado febrero.

Corea del Norte, que lleva más de dos años y medio completamente aislada del exterior a causa de la pandemia, ha ignorado los llamamientos del Gobierno de Joe Biden para retomar el diálogo sobre desarme y a principios del año pasado aprobó un ambicioso plan quinquenal de modernización armamentística.

Este programa parece estar detrás del número de pruebas de proyectiles realizado este año (más de 20) y de los preparativos para este test nuclear.

EFE

JBR

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *