Más

Suscribirse

Redes Sociales

Reserva maya de siete lagunas incursiona en el ecoturismo no masivo en el Caribe mexicano

Una zona maya con siete lagunas en el Caribe mexicano busca atraer turismo enfocado en cultura, naturaleza e historia de este pueblo originario, señalaron Daniel Andrés Reyes Pat y Zendy Euan Chan, guías comunitarios de la zona de Mayakaan.

Durante un recorrido por el Sistema Lagunar Ocom, que consta de siete lagunas en la reserva comunitaria Much Kanan Ka’ax (Juntos Cuidamos la Selva), mostraron a EFE la forma en la que campesinos de la región cuidan 1.235 hectáreas y promueven desarrollos ecoturísticos para mantenerla.

La primera de estas lagunas está a pocos metros de la carretera federal que conecta a Cancún con la capital de Quintana Roo, Chetumal.

Esta zona está a poco más de una hora de Tulum y frente a la zona de protección de la Reserva de la Biósfera de Sian Ka’an.

“Esto es lo que es el ejido (campo comunitario) Felipe Carrillo Puerto, este de acá es la reserva de la Biósfera de Sian Ka’an. Ellos colindan con la Reserva de la Biósfera de Sian Ka’an y con otros ejidos”, explica Zendy Euan.

Además de guía, Daniel Andrés Reyes Pat es el encargado de Síijil Noh Há, un balneario local operado por un grupo de comuneros.

“Soy el encargado de Síijil, estamos en el Centro Ecoturístico de Síijil Noh Há, nos encontramos en el lugar del cenote”, comentó.

TURISMO ECOLÓGICO Y NO MASIVO

Síijil Noh Há tiene seis cabañas para dos personas y una grande donde pueden hospedarse hasta 12 personas, la electricidad de estas cabañas se obtiene por celdas solares y también tiene una zona de acampado.

Muchos de los ingredientes de la comida del restaurante proceden de huertos cercanos.

“Son siete lagunas, estamos en esta laguna que pertenece al ejido de Felipe Carrillo Puerto, es un área destinada para el turismo no masivo”, añade Reyes Pat.

En el centro ecoturístico manejan directamente las reservaciones y no trabajan con grandes agencias de turismo.

La razón, según explican, es que muchas imponen sus condiciones y contratos de exclusividad que no les permitirían mantener sus usos y costumbres, una situación que se repite en proyectos comunitarios de la zona.

“Las reservaciones son directamente en la oficina ejidal, nosotros les damos un número telefónico o en la página oficial de Facebook que es SiijilNohHa o por correo electrónico y a los teléfonos que se encuentran en la página”, detalló.

Zendy Euan explicó que muchos de los turistas que llegan son principalmente europeos, y a diferencia del turismo masivo en Cancún o la Riviera Maya, prefieren atractivos más naturales sin obsesionarse por la falta de conectividad, pues en gran parte de la zona no hay teléfono ni internet.

Al igual que otros proyectos en la zona, promueven la llegada de pequeños grupos y buscan alejarse del turismo masivo.

Algunas de las actividades que realizan son paseos en kayak, bicicleta, senderismo interpretativo y monitoreo de aves. EFE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *