Más

Suscribirse

Redes Sociales

¿Qué reclama la protesta campesina que intenta entrar en Nueva Delhi?

EFE/EPA/HARISH TYAGI
EFE/EPA/HARISH TYAGI

La policía ha mantenido a raya por tres días consecutivos una marcha de miles de granjeros indios, en un movimiento conocido como “Dilli Chalo”, que intenta entrar en Nueva Delhi para exigir mejores precios de las cosechas, y que es la secuela de una protesta de 15 meses que en 2021 obligó a cancelar una profunda reforma agraria.

La movilización “Dilli Chalo” (que se entiende como ¡vamos a Delhi!) reclama garantías legales para el Precio Mínimo de venta para la producción (MSP), que quedó pendiente tras las protestas de 2020-2021 contra tres leyes del Gobierno indio para liberalizar el comercio agrícola.

El MSP comprende el precio que el gobierno recomienda sobre ciertos cultivos a los agricultores, proporcionando así un valor seguro al inicio de la temporada de siembra que protege la ganancia de los campesinos independientemente de la volatilidad del mercado.

Los manifestantes piden que este MSP se extienda a todos los cultivos, y que se use una fórmula de al menos un 50 por ciento más que el coste promedio ponderado de producción, tal y como establece las recomendaciones del Informe Swaminathan, de la Comisión Nacional de Agricultores.

Cada año el Gobierno anuncia una lista de cerca de 20 cultivos acogidos al MSP, pero garantizar esta política a todas las cosechas plantearía un desafío para la economía de la India, según los expertos.

Otro de los reclamos que plantea el colectivo, que en caso de no llegar a un acuerdo este jueves en la reunión entre líderes de sindicados y miembros del Ejecutivo indio amenaza con escalar, corresponde a un subsidio de 10.000 rupias (unos 120 dólares) al mes para cada agricultor de más de 60 años.

¿Por qué un alzamiento de agricultores es tan importante en la India? Los campesinos representan aproximadamente la mitad de la fuerza de trabajo de este país de más de 1.400 millones de habitantes, y representan casi una quinta parte del producto interno bruto, según cifras del Gobierno de la India.

Las protestas tienen lugar a pocos meses de las elecciones generales del país. Aunque el primer ministro, el nacionalista hindú Narendra Modi, se posiciona como el gran favorito a ganar estos comicios y asegurar así su tercer mandato consecutivo, el reclamo de los agricultores amenaza con ensombrecer la campaña del mandatario y su formación, el Bharatiya Janata Party (BJP). EFE

Compartir Nota

Redes Sociales

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *