Más

Suscribirse

Redes Sociales

Presiones al Gobierno italiano para que no toque el bono cultural joven

Presiones al Gobierno italiano para que no toque el bono cultural joven

Varias asociaciones culturales italianas, el sector editorial al completo y la oposición de izquierdas pidieron hoy al Gobierno de la ultraderechista Giorgia Meloni que no cambie el bono cultural de 500 euros que los jóvenes reciben desde 2017.

Las asociaciones que reúnen a los autores, editores, libreros y bibliotecarios del país pidieron hoy al Parlamento y al Gobierno la retirada de una enmienda que aboga por “cancelar” el programa “18App”, que otorga a los jóvenes de 18 años un bono de 500 euros para gastar en compras vinculadas con el ámbito cultural o escolar.

“Ha permitido a miles de jóvenes explorar y acercarse al mundo del libro, apoyando al sector económicamente, pero también ha hecho que un país que tradicionalmente lee poco dar pasos adelante enormes”, se lee en un comunicado conjunto de ocho asociaciones y sindicatos.

Según sus datos, basados en el Instituto Nacional de Estadística, en el primer trienio del programa los lectores aumentaron del 46,8 % al 54 % en la franja de edad entre 18 y 21 años.

La modificación de este sistema de ayudas ha sido incluida en una enmienda de los Presupuestos Generales para el 2023 del Gobierno de Meloni y sus socios de la derecha.

El texto firmada por los diputados de la derecha gubernamental -Hermanos de Italia, Liga y Forza Italia- prevé abolir el bono y destinar su partida de 230 millones de euros al año a otras medidas en apoyo del sector cultural y del espectáculo italiano.

Te podría interesar: China registra un descenso de contagios con 13.811 nuevos positivos

El presidente de la Comisión de Cultura de la Cámara de Diputados, Federico Mollicone, de Hermanos de Italia, aseguró hoy en la televisión pública que el bono “no será abolido” sino reformado en uno nuevo “con criterios más transparentes e igualitarios”.

A su parecer, el nuevo bono deberá contemplar la situación social del beneficiario y su aceptación podría depender de la renta anual de su familia.

El bono cultural fue idea del ex primer ministro Matteo Renzi y da 500 euros a los jóvenes al cumplir los 18 años para gastarlos en libros, teatros, cine, museos y exposiciones, visitar monumentos o áreas arqueológicas, conciertos, comprar música o hacer cursos.

Renzi ha tildado de “absurda” y de “locura” la propuesta de acabar con un bono que, tras su implantación en Italia, dijo, fue “copiado en Francia, España y Alemania”, porque recortar en cultura “mata la misma idea de futuro” entre los jóvenes.

Asimismo, el ahora líder de la centrista Italia Viva, lanzó una recogida de firmas en internet que en pocas horas ya ha registrado casi 25.000 apoyos y amenazó al Gobierno con promover el obstruccionismo en el Parlamento si consuma estos planes.

El subsecretario del Ministerio de Cultura, Vittorio Sgarbi, alegó que en los últimos años se han descubierto facturas falsas de compras de libros y otras supuestas irregularidades.

Desde la oposición la portavoz del Partido Demócrata en el Senado, Simona Malpezzi, exigió a la derecha que “retire” la enmienda porque “castiga a los jóvenes”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *