Más

Suscribirse

Redes Sociales

MSF usa “la menor cantidad necesaria” de medicina en sur de Gaza por miedo a otro bloqueo

EFE/EPA/MOHAMMED SABER
EFE/EPA/MOHAMMED SABER

La organización humanitaria Médicos Sin Fronteras (MSF) aseguró que la ayuda médica “llega lentamente” al sur de Gaza, aunque usan “la menor cantidad necesaria” de medicamentos y equipamiento por si la situación empeorara o se cortara el acceso a la zona.

El responsable médico de MSF en Gaza, Enrico Vallaperta, quien salió de la Franja este jueves, precisó en una rueda de prensa en El Cairo que en los hospitales del sur “el principal problema no es el acceso a medicinas”, sino “el espacio para los heridos”.

“En muchas ocasiones, tras intervenir a un paciente, no hay lugar en el hospital donde pueda quedarse”, explicó el médico, quien aseguró que esta situación “representa el mayor reto a día de hoy” y que tienen “lo justo para operar”.

La mayor parte de la población de Gaza se ha trasladado a causa de los combates y de los bombardeos al sur de la región, donde se calcula que hay más de un millón de desplazados internos, un lugar que se encuentra “absolutamente desbordado”, según Vallaperta.

“No podéis imaginar a cientos de miles de personas sin casa, durmiendo bajo lonas de plásticos, cuando llueve o durante la noche, cuando la temperatura baja hasta los ocho grados”, detalló.

Actualmente, sólo nueve de los 36 hospitales de Gaza funcionan parcialmente, todos ellos en la mitad sur de la Franja, mientras que en el norte cuatro centros brindan servicios extremadamente limitados a pacientes, sin poder admitir nuevos.

La ONG ha intentado “coordinarse con Israel” para acceder al norte de la Franja, pero sus demandas “no han obtenido respuesta o han sido rechazadas”, explicó la coordinadora de emergencias de MSF en El Cairo, Helen Ottens-Patterson.

Por esa razón, la organización humanitaria concentra gran parte de su trabajo en Rafah, cerca de la frontera meridional con Egipto y el único paso abierto para personas y ayudas, y en la que se encuentran el hospital emiratí, donde MSF proporciona “asistencia en el parto”, así como en el hospital de campaña indonesio y la clínica Al Shaboura.

Por otra parte, la falta de agua corriente y la gran concentración de personas “están provocando un aumento de la propagación de enfermedades infecciosas y respiratorias”, según Ottens-Patterson, quien también alertó de “un incremento de los infartos” a causa de la falta de medicamentos para enfermedades crónicas o equipos de diálisis.

A pesar de ello, MSF, quien trabaja desde hace dos décadas en territorio palestino, aseguró que los suministros permitidos hasta ahora “son insignificantes” en comparación con el “volumen de ayuda necesaria” para un lugar que, incluso antes de la guerra, “dependía crucialmente de la ayuda exterior”.

Esta semana, Naciones Unidas volvió a alertar del colapso humanitario de Gaza a medida que se prolonga la ofensiva israelí, que durante el último día causó al menos 172 muertos y unos 326 heridos, mientras el total de fallecidos confirmados en Gaza desde el 7 de octubre se acercan a 25.000. EFE

Compartir Nota

Redes Sociales

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *