Más

Suscribirse

Redes Sociales

Los musulmanes de Canadá protestan por el silencio de los diputados canadienses hacia Gaza

La comunidad musulmana en Canadá inició una protesta contra los políticos del país al señalar que los diputados canadienses no serán recibidos en las mezquitas durante el Ramadán si no condenan los “crímenes de guerra” cometidos por Israel y solicitan un “inmediato alto el fuego” en la Franja de Gaza.

El Consejo Nacional de Musulmanes Canadienses (CNMC) y decenas de otras organizaciones musulmanas explicaron en un carta enviada a los diputados canadienses que aunque durante casi un siglo las mezquitas del país los han recibido durante el Ramadán, este año la situación en la Franja de Gaza no permite mantener la relación.

“Con nuestro corazones destrozados por el pueblo palestino, renovamos nuestro compromiso de defender la ética de nuestro mes sagrado”, señaló la misiva.

Los grupos musulmanes solicitaron a los diputados que se comprometan a condenar los crímenes de guerra cometidos por Israel, apoyar el alto el fuego, exigir el reinicio inmediato de la financiación de la Agencia de la ONU para los Refugiados Palestinos (UNRWA), oponer el flujo de armas y equipos militares a Israel y defender la libertades civiles en Canadá.

“Si no pueden comprometerse públicamente a esto, de forma respetuosa, no podemos proporcionarles una plataforma para dirigirse a nuestra comunidad… Este Ramadán, más que nunca, sólo esos diputados que compartan nuestro compromiso con la humanidad serán recibidos en nuestros lugares sagrados”, añadió la carta.

Desde el inicio de la invasión israelí de la Franja de Gaza tras el ataqué del brazo armado de Hamás del 7 de octubre, la comunidad musulmana en Canadá ha criticado la posición del Gobierno del primer ministro canadiense, Justin Trudeau, en apoyo de Israel.

Canadá se ha opuesto a la “premisa” del caso por genocidio presentado por Sudáfrica contra Israel por la ofensiva militar en la Franja de Gaza y fue el segundo país, tras EE.UU., que retiró la financiación de la UNRWA después de que las autoridades israelíes acusasen a algunos trabajadores del organismo de estar vinculados con el ataque de Hamás del 7 de octubre.

La comunidad musulmana canadiense también critica que mientras que el Gobierno de Trudeau ha abierto las puertas para recibir centenares de miles de ucranianos desplazados por la invasión rusa, Canadá ha limitado a 1.000 personas la de refugiados gazatíes.

Precisamente, CNMC y otros grupos han presentado una demanda en el Tribunal Federal de Canadá después de que el Gobierno canadiense rechazase solicitudes de refugiados palestinos atrapados en la Franja de Gaza y por la lentitud con la que se están procesando las peticiones.

A pesar de que el programa se puso en marcha en diciembre, y que ya se han aprobado un número sin determinar de solicitudes, ninguno de los 1.000 refugiados palestinos ha llegado todavía a Canadá. EFE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *