Los hackers nunca descansan

137 vistas
10 min lectura
Fotografía | Pixabay

Desde la llegada del Covid-19, la ciberseguridad se ha convertido en un asunto de vital importancia para las empresas y administraciones públicas, según los expertos en ciberseguridad de la plataforma internacional Ironhack (www.ironhack.com), dedicada a la formación intensiva de talento digital.

Los ataques informáticos a distintos dispositivos electrónicos, por medio de una amplia variedad de métodos y contra usuarios particulares y organizaciones, han crecido a un ritmo acelerado desde 2020 en una tendencia que prosigue en 2021, según las estadísticas de distintas fuentes que maneja esta escuela en línea.

AUMENTO DE ATAQUES CRECE UN 40% EN VACACIONES

En este contexto, el crecimiento de las ciberamenazas indetectables para los sistemas de defensa tradicionales generadas a raíz de la pandemia y el aumento del teletrabajo, resulta especialmente preocupante para las empresas privadas y las administraciones públicas, según destacan.

Lo que de por si es una situación bastante preocupante, puede empeorar aún más con la llegada de los meses calurosos, cuando los ciberataques pueden incrementarse hasta un 40%, según un estudio de Panda Security, citado por Ironhack.

Esto se debe, en gran parte, a que en verano buena parte de los empleados están disfrutando de sus vacaciones, lo que genera el escenario perfecto para los hackers, según esta fuente.

Una de las víctimas más comunes de los hackers son las agencias de viaje que, al recibir datos personales de sus clientes para las reservas ‘online’ de vuelos, hoteles o transporte de alquiler, se  convierten en objetivo y presas fáciles para los ciberdelicuentes, según el equipo de expertos de Ironhack.

“Lo mismo ocurre si los usuarios deciden reservar a través de agregadores o buscadores de tarifas de viajes. Los hackers pueden robar datos de sus tarjetas bancarias y usarlos sin el consentimiento de sus propietarios”, señalan.

“La temporada estival se caracteriza por una mayor vulnerabilidad de las empresas frente a los ciberataques. La gente desconecta y se relaja y no se da cuenta de todos los riesgos a los que se enfrenta porque nadie se lo ha explicado”, afirma Tiago Santos, gerente de Ironhack.

“Esto no solo pasa en vacaciones, ya a lo largo de todo 2020 se ha hecho evidente en muchos países la falta de conocimientos y de especialistas en materia de ciberseguridad”, asegura.

“El aumento del teletrabajo a raíz de la pandemia ha hecho visible la falta de guía o formación en esta materia de muchos trabajadores en remoto, un problema que puede aumentar los riesgos durante las vacaciones de verano”, según este experto.

“Por esa razón, es tan importante apostar por la formación de los directivos y las plantillas en ciberseguridad, y que las empresas cuenten con especialistas en esta materia”, enfatiza Santos.

La plataforma de la cual forma parte, recomienda vigilar la frecuencia y cantidad de información que mostramos cuando estamos de viaje, ya que los hackers siguen el rastro de aquellas personas que más se exhiben en Internet para tener controlados sus movimientos y a qué conexiones se vinculan.

Los expertos de Ironhack analizan tres factores clave que deberían tener cuenta. tanto los usuarios como las organizaciones, para garantizar su seguridad digital:

EMAIL, UNA PUERTA ABIERTA

Quienes leen nuestros mails automáticos de “estoy fuera unos días”, “vuelvo en septiembre” o “si necesitas algo urgente contacta con…”, saben que estamos de vacaciones y es peligroso potencialmente, según esta compañía.

“Por otra parte, el remitente que dejamos a cargo de nuestros mails desconoce quiénes son los contactos frecuentes, por lo que podría abrir correos que comprometan la seguridad de la compañía. De hecho, la mayoría de los ciberataques que sufre una empresa llegan a través del correo electrónico”, puntualizan.

MÓVILES, EN CONEXIÓN PERMANENTE

La desconexión digital en verano no es completa, ya que, si bien podemos estar fuera de la ciudad y alejados de las computadoras, seguiremos conectados desde nuestros dispositivos móviles, para revisar el mail, hacer el seguimiento de algún asunto con nuestros compañeros de trabajo y o mantener alguna reunión virtual de última hora, advierte Ironhack.

Un elevado porcentaje de dispositivos móviles son vulnerables a los ciberataques y también es alto el porcentaje de empresas que sufren ciberamenazas a causa de que un empleado se descargase una aplicación móvil maliciosa, por lo que trabajar con estos aparatos electrónicos puede suponer un riesgo para la compañía.

CONEXIONES DE WIFI GRATUITAS: ¡CUIDADO!

Los ciberdelincuentes pueden introducirse fácilmente en las redes wifi abiertas de los centros comerciales, gimnasios, hoteles, restaurantes y otros establecimientos, por lo que según Ironhack: “es fundamental contar con una conexión de red privada virtual (VPN) para conectarnos a nuestra empresa, haciendo uso de información personal o laboral”.

“Muchas personas se desesperan por encontrar una red wifi abierta a la cual conectarse, sin ser conscientes de que ponen en peligro sus datos personales. Por eso es recomendable usar este tipo de conexiones gratuitas solo para efectuar consultas genéricas y puntuales en modo incógnito”, según esta misma fuente.

PROTEGERSE DE LOS CIBERATAQUES VERANIEGOS

Para proteger nuestros datos personales y evitar poner en riesgo a nuestra empresa en verano, Ironhack sugiere:

  1.  Antes de irse de vacaciones hay que asegurarse de que toda la información que puedan necesitar nuestros compañeros de trabajo esté en carpetas o espacios de almacenamiento compartidos, para evitar que accedan a nuestro ordenador.
  2. En el caso de viajar en avión, es recomendable llevar siempre la laptop con uno mismo para evitar su posible robo en el momento de la facturación de equipaje, lo cual podría dar un acceso directo a la información de la empresa, poniéndola en peligro y al alcance de cualquier persona y/o hackers.
  3. Si no llevamos nuestra propia laptop durante las vacaciones y necesitamos utilizar una computadora ajena por un asunto de urgencia de nuestra empresa, no hay que aceptar la opción “guardar datos” en el navegador y hay que asegurarse de haber borrado el historial de navegación antes de desconectarse.
  4. Es conveniente tener precaución con las imágenes que enviamos a nuestros compañeros de trabajo a través de chats internos o redes sociales, ya que los hackers aprovechan el verano para acceder a las cuentas de los turistas.
  5. Para proteger nuestros datos personales, debemos reemplazar nuestra contraseña habitual por otra que sea más segura y cerrar la sesión de redes sociales al enviar información.
  6. Al volver de vacaciones, hay que verificar los movimientos de cuentas bancarias o ficheros importantes para asegurarse de que todo está bien, y cambiar las contraseñas de las herramientas vinculadas al trabajo, para evitar la manipulación de información enviada durante las vacaciones y no dejar rastro de los sitios desde donde se haya accedido.

Omar Goncebat / Agencia EFE

También te puede interesar: La formación de los empleados…Clave para evitar ciberataques a empresas

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Noticia anterior

El Ejército mexicano tiene como objetivo «detener toda la migración»

Siguiente noticia

xQc explica por qué todos los que intentan convertirse en streamers son un «gran problema»