Más

Suscribirse

Redes Sociales

Los bomberos logran contener los principales fuegos forestales en Grecia

Los bomberos han logrado contener los incendios forestales en el centro de Grecia y en la islas de Rodas, Corfú y Eubea, que desde la semana pasada destruyeron decenas de miles de hectáreas de bosques, informaron este viernes las autoridades.

Por primera vez después de diez días de lucha contra las llamas la situación en Rodas, en el mar Egeo oriental, está bajo control gracias a los esfuerzos de unos 300 bomberos y miles de voluntarios que sofocaron pequeños focos de fuego.

Desde primera hora de la mañana empezaron a operar en la zona cinco aviones y un helicóptero cisterna.

Este gran incendio calcinó más de 16.000 hectáreas de bosque y obligó durante el fin de semana pasado a evacuar unas 19.000 personas, entre ellas 7.000 turistas.

El fuego quemó también decenas de viviendas y un número aún no cuantificado de animales.

Contenido se encuentra también el gran incendio que se declaró este miércoles al sur de la ciudad de Volos en Grecia central.

El jueves las llamas alcanzaron un depósito de municiones de las Fuerzas Aéreas griegas, donde había misiles, bombas y armas de cazas F-16, lo que causó fuertes explosiones y forzó a miles de personas a ser evacuadas de la zona.

La onda expansiva se propagó a decenas de metros de distancia y rompió las ventanas de numerosos edificios en el pueblo cercano de Nea Anchialos.

Cientos de personas, entre ellas gente mayor con problemas de movilidad y padres con sus bebés en sus brazos, tuvieron que abandonar este pueblo por vía marítima.

Contenidos se encuentran también los incendios en las islas de Corfú, en el noreste del país, y en la isla de Eubea, al noreste de Atenas.

Según el ministro de Crisis Climática y Protección Civil, Vasilis Kikilias, desde el pasado día 17 hasta el jueves se declararon en Grecia un total de 594 incendios.

Cinco personas perdieron la vida a causa de los fuegos, entre ellos dos pilotos cuyo avión cisterna se estrelló este martes pasado en Eubea.

Fuertes vientos del norte llegaron el jueves al sureste de Europa, poniendo fin a la canícula que vivió Grecia durante tres semanas, con temperaturas que alcanzaron los 46,4 grados, la mayor registrada jamás en el país.

Sin embargo, el riesgo de incendios seguirá siendo elevado durante los próximos días, debido a la sequía y los fuertes vientos que azotarán algunas zonas del país, advirtieron las autoridades. EFE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *