Más

Suscribirse

Redes Sociales

Las fuerzas ucranianas resisten los envites rusos en el estratégico Bajmut

A pesar de los incesantes intentos rusos de avanzar en Bajmut, las fuerzas ucranianas siguen aferradas a la ciudad, duramente bombardeada, mientras ambas partes buscan desgastarse mutuamente ante la esperada gran ofensiva.

“Bajmut resiste a pesar de que las fuerzas rusas que hay allí son significativas”, dice a EFE Oleksandr Musiyenko, experto militar y director del Centro de Estudios Militares y Legales, con sede en Kiev.

Musiyenko afirma que las tropas rusas están asaltando la ciudad desde tres puntos, incluido el norte, donde ya tomaron la localidad de Soledar, y desde el sur, donde amenazan con interrumpir la importante ruta logística desde Kostianynivka.

Hasta ahora los ataques rusos contra Bajmut eran sinónimos con el uso de mercenarios de la compañía privada “Wagner”, pero su papel se ha reducido después de que sufriesen importantes bajas.

Ahora, las tropas aerotransportadas, la infantería naval y los soldados recién movilizados han asumido un papel relevante en el asalto, según Musiyenko, apoyados por un uso todavía mayor de armamento pesado, como la artillería, los lanzacohetes múltiples y los tanques.

De acuerdo con el exlíder del regimiento “Azov”, Maksym Zhorin, los enfrentamientos urbanos se intensificaron este jueves, con las tropas rusas presentes en el extrarradio de la ciudad.

Zhorin aseguró en su canal de Telegram que la carretera a Kostiantynivka está siendo bombardeada por los rusos pero que todavía no la controlan, habiéndose visto obligados a retirarse de la vía logística debido a la intensidad de los combates.

“Las pérdidas del enemigo son grandes”, confirmó el portavoz del mando oriental de las fuerzas armadas ucranianas, Serhiy Cherevatyi, en una rueda de prensa este jueves, en la que afirmó que en las 24 horas precedentes a las 11:00 horas locales fueron abatidos 127 soldados rusos y 137 resultaron heridos.

Musiyenko, por su parte, pronostica que los combates seguirán intensificándose tanto en Bajmut como a lo largo de todo el frente de Donetsk, ya que Moscú no ceja a la hora de alcanzar sus objetivos.

“La razón inicial por la que Rusia intensificó sus ataques cerca de Bajmut fue que querían evitar que las fuerzas ucranianas avanzasen hacia Melitopol y cortasen el corredor terrestre entre Crimea y Rusia tras haber marcado un tanto en Jersón”, dice a EFE.

Además, la posición de Bajmut, en una intersección de carreteras, también contribuye a que la localidad sea relevante para los planes rusos de capturar toda la región de Donetsk.

Sin embargo, la importancia de la ciudad trasciende lo puramente militar. “Los rusos creen que sería un gran golpe para su imagen si se retirasen tras sufrir allí tales bajas. Necesitan capturar algo para demostrar que todavía pueden realizar progresos”, subraya Musiyenko.

Para Ucrania, por el contrario, es importante controlar las posiciones que pueden permitir a sus tropas infligir el mayor daño posible a los rusos e impedirles el avance.

“En tanto que Bajmut permita lograr ese objetivo, Ucrania seguirá luchando por ella”, indica Musiyenko.

No obstante, para mantener el control sobre la localidad, Ucrania necesita envíos urgentes de armamento pesado, con el objetivo de impedir un avance ruso en Donetsk y mientras Moscú se prepara para otra gran ofensiva en las próximas semanas o meses.

“Necesitamos armas pesadas, vehículos acorazados y artillería para atacar las posiciones rusas”, dice el experto a EFE

Entretanto, según la policía regional permanecen en Bajmut unos 6.000 habitantes de los 70.000 que residían allí antes de la guerra, entre ellos 200 niños.

“Muchos de ellos ya perdieron una vez sus hogares en la guerra en el Donbás y son reacios a huir de nuevo a pesar de que [Bajmut] ha sido arrasado por los bombardeos rusos”, explica a EFE Serhiy, un soldado ucraniano de 36 años desplegado en Bajmut.

“Nos piden que los protejamos y que no los dejemos atrás”, afirma, en una pausa en los enfrentamientos causada por una fuerte nevada. EFE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *