Lam: «No se puede demostrar» que AI cierre en Hong Kong por la ley de seguridad

108 vistas
3 min lectura
Fotografía: EFE

La jefa del ejecutivo de Hong Kong, Carrie Lam, aseguró hoy que «no hay forma de demostrar» que organizaciones defensoras de los derechos humanos como Amnistía Internacional, que este lunes anunció el cierre de su oficina en la ciudad, se marchen debido a la amenaza derivada de la Ley de Seguridad Nacional.

«Diferentes asociaciones y diversos individuos han explicado o justificado sus acciones con la Ley de Seguridad Nacional, pero no hay forma de demostrar que ese es exactamente el motivo para que tomen esa decisión», dijo Lam durante su rueda de prensa semanal.

Según la mandataria, «bajo la Ley Básica -la miniconstitución de la ciudad- están garantizadas las libertades de asociación, reunión, expresión y demás, así que ninguna organización debería preocuparse sobre sus operaciones legítimas, pero han de realizarse de manera acorde a la ley».

«Así que si hay alguna organización -agregó- que ha estado usando Hong Kong para difundir noticias o para llevar a cabo actividades que les preocupan, porque esas actividades minan de alguna forma la seguridad nacional de Hong Kong, entonces claro que deberían preocuparse».

Amnistía Internacional anunció este lunes el cese de operaciones de su oficina local en Hong Kong para el próximo domingo, mientras que la oficina regional cerrará antes de que termine el presente año, y detalló que tomó la decisión por los riesgos derivados de la citada ley.

«La decisión, tomada con pesar, ha estado motivada por la Ley de Seguridad Nacional de Hong Kong, que ha imposibilitado de manera efectiva el trabajo de las organizaciones de derechos humanos en Hong Kong de forma libre y sin miedo a graves represalias por parte del Gobierno», dijo la presidenta de la junta directiva de AI, Anjhula Mya Singh Bais.

Según el diario digital hongkonés Hong Kong Free Press, más de 50 organizaciones de la sociedad civil se han disuelto este año, tras la puesta en vigor, el 30 de junio de 2020, de la polémica ley, que castiga hasta con cadena perpetua los supuestos de «terrorismo», «secesión» o «confabulación con fuerzas extranjeras».

Este último motivo se ha esgrimido para iniciar investigaciones contra asociaciones como la Alianza de Hong Kong en Apoyo de los Movimientos Democráticos Patrióticos de China, que hasta su disolución, el mes pasado, organizaba de la vigilia anual de conmemoración por las víctimas de la masacre de Tiananmen.

EFE

JBR

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Noticia anterior

ASEAN inicia su cumbre de mandatarios sin representante birmano

Siguiente noticia

Muere Roh Tae-woo, primer presidente surcoreano tras la dictadura militar