Más

Suscribirse

Redes Sociales

La ONU pide que la tregua sea un “primer paso” para acabar la guerra en Yemen

Naciones Unidas, 1 abr.- El secretario general de la ONU, António Guterres, defendió este viernes que la tregua de dos meses acordada por las partes del conflicto en Yemen debe ser “el primer paso” para retomar las negociaciones de paz y poner fin a la guerra.

Guterres, en declaraciones a los periodistas, llamó a los dos bandos a aprovechar esta oportunidad para trabajar con “buena fe y sin condiciones previas” con el mediador de Naciones Unidas, Hans Grundberg, en una reactivación del proceso político.

El diplomático portugués reconoció que este tipo de acuerdos son siempre frágiles, pero mostró su esperanza de que la tregua pueda transformarse en un alto el fuego permanente dado el claro “compromiso” mostrado por las partes en las últimas conversaciones que han mantenido con Grundberg.

“Tenemos que usar este impulso para asegurar que la tregua se respete totalmente y que sea renovada. Y que con esa renovación se lance un verdadero proceso político en Yemen”, señaló Guterres.

El jefe de Naciones Unidas recordó que durante siete años la guerra ha devastado las vidas de millones de yemeníes y ha creado una de las peores crisis humanitarias del mundo, que ha supuesto un retroceso de dos décadas para el país y ha puesto en peligro la paz y la seguridad en toda la región.

“Hoy debe ser el principio de un futuro mejor para el pueblo de Yemen”, recalcó Guterres, que alabó al Gobierno yemení, a la coalición árabe que lo respalda y a los rebeldes hutíes por el acuerdo alcanzado hoy.

La tregua impulsada por la ONU entrará en vigor mañana, 2 de abril, y las partes se han comprometido a detener todas las operaciones militares ofensivas aéreas, terrestres y marítimas dentro de Yemen y más allá de sus fronteras.

Asimismo, se acordó que los buques petroleros puedan atracar en el puerto de Al Hudeida, controlado por los rebeldes hutíes pero bloqueado por la coalición militar liderada por Arabia Saudí, que interviene en el Yemen desde 2015 en apoyo al Gobierno internacionalmente reconocido.

Según la ONU, el aeropuerto de la capital yemení, Saná, también controlado por los insurgentes y sobre el que pesa un bloqueo, reanudará sus operaciones “a destinos predeterminados en la región” de Oriente Medio.

Guterres defendió que todas esas medidas contribuirán a crear confianza y una atmósfera que permita retomar las negociaciones para un final negociado de la guerra.

El conflicto armado comenzó en Yemen en 2014, cuando los rebeldes hutíes se alzaron en armas contra el Gobierno del presidente Abdo Rabu Mansur Hadi y tomaron la capital, Saná.

En marzo de 2015, la coalición liderada por Arabia Saudí inició su intervención militar en apoyo de Hadi haciendo que la violencia se recrudeciera y la guerra tomara una dimensión regional, que se ha intensificado recientemente con ataques de los rebeldes a países vecinos e importantes bombardeos de la coalición.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *