Más

Suscribirse

Redes Sociales

Jorge Glas, exvicepresidente de Correa, reivindica ser “inocente” en el caso Odebrecht

Jorge Glas, exvicepresidente de Ecuador durante el mandato presidencial de Rafael Correa (2007-2017), reivindicó ser “inocente” en el caso Odebrecht, después de que el Tribunal Supremo Federal de Brasil anulase las pruebas extraídas de los sistemas informáticos de la constructora brasileña.

En una rueda de prensa ofrecida en Guayaquil, Glas aseguró que no se plantea tomar acciones legales contra la Justicia ecuatoriana por la sentencia que lo condenó a seis años de cárcel por el caso Odebrecht, y que luego devino en otra de ocho años por cohecho en el llamado caso Sobornos.

Si bien reconoció que el fallo del Tribunal Supremo Federal de Brasil no es vinculante en Ecuador, afirmó que “es irrefutable: son pruebas nulas, adulteradas” y “constituye un nuevo elemento para futuros procesos judiciales”.

“No estoy buscando venganza en contra de nadie. No lo he contemplado, pero todavía esto no termina”, señaló Glas, en referencia a que ahora la Fiscalía lo está acusando en un nuevo caso de obras realizadas tras el terremoto de 2016.

“Ahora me están acusando de reconstruir Manabí. Tengo una larga lucha por delante. Seguiré luchando por el derecho a la honra y el buen nombre, por mi familia y por los militantes que están detrás”, apuntó Glas.

“Yo anhelo justicia, como todos, pero yo ya perdoné a todos lo que me hicieron esto. Si pudiera elegir un legado en mi vida, sería el que nunca más le pase a otra persona lo que hicieron conmigo. A nadie, ni de izquierdas ni de derechas, ni terrestre ni extraterrestre”, agregó.

MEDIDAS CAUTELARES

Glas recordó que desde 2019 es beneficiario de medidas cautelares dictadas por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y que su caso lo declaró “de extrema urgencia” cuando el año pasado se entregó nuevamente después de que saliese en libertad por 40 días mediante un polémico habeas corpus dictado por un juez.

“Honestamente, no he pensando en otro tipo de acciones. Sólo busco el derecho humano a la verdad, la honra y el buen nombre, se nos quitó la verdad y la libertad por cinco años por el odio político que ha destruido la patria”, señaló Glas.

“No me cansaré de luchar por mi verdad, que es la verdad absoluta. Yo siempre fui inocente”, insistió.

Esto ha sido contestado por la Fiscalía de Ecuador, que advirtió una “intención de desacreditar la sentencia obtenida en el caso Odebrecht, así como se ha intentado infructuosamente con otras causas ya sentenciadas”.

En ese sentido, el Ministerio Público apuntó que “la sentencia del caso Odebrecht fue emitida por un tribunal de la Corte Nacional de Justicia y ratificada en apelación y casación (nueve magistrados en total), con base en la abundante prueba presentada” por la Fiscalía, que aseguró haberla obtenido “de forma legal y objetiva”.

NO PREVÉ SER CANDIDATO

El exvicepresidente, que pasó cinco años y cuatro en prisión hasta que recientemente recuperó la libertad, también afirmó que no tiene intención de ser candidato del movimiento Revolución Ciudadana, que lidera el expresidente Correa, pese a tener un fallo judicial que le restituyó sus derechos políticos.

Glas apuntó que tampoco se ha planteado tener un cargo en caso de que gane las elecciones presidenciales la candidata correísta Luisa González y que lo único que piensa es en ser un militante más del movimiento de Correa.

El exvicepresidente, que ocupó el cargo entre 2013 y 2017, reiteró que se considera un perseguido político y víctima de “lawfare” (utilización del sistema judicial contra rivales políticos), y aseguró que teme por su vida, pues denunció que se siente perseguido e intimidado por un grupos de personas a la que identificó como miembros de la “Policía Judicial”.

“No sabemos y ni podemos confiar en el Estado. Aquí hay algo que no está bien. Huele a conspiración por todos lados. Se han perdido vidas de actores políticos y eso no puede ocurrir en una democracia ni en un Estado de derecho, dijo en referencia a la serie de crímenes políticos como el que le quitó la vida al candidato presidencial Fernando Villavicencio, acérrimo enemigo de Correa. EFE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *