Más

Suscribirse

Redes Sociales

Japón y su lucha contra la adicción a los videojuegos

Japón, uno de los países más desarrollados en cuanto a tecnología, se encuentra en una lucha constante en contra de la adicción a los videojuegos. Padecimiento que aqueja cada vez más a su juventud.

Cada mes, un grupo de padres se reúnen en Tokio para compartir sus historias y cómo hacen para lidiar con sus hijos, adictos a los videojuegos, ya sea en videoconsola, computador, tableta o celular.

Mientras naciones como Corea del Sur y China han tomado medidas para combatir esta adicción, imponiendo estrictas restricciones, japón continua buscando estrategias para erradicar y prevenir esta enfermedad digital que se expande cada vez más entre niños y jóvenes.

Los padres están lideando con los daños colaterales de la digitalización en Japón. Algunos de ellos han recurrido a llevar a sus hijos a centros de desintoxicación digital para ayudarlos a salir de su adicción.

La pandemia por el Covid-19, incrementó esta afección que se expande como virus en el país. Las restricciones impuestas por la emergencia sanitaria alrededor del mundo nos trajeron diversos malestares, como el incremento de los desórdenes mentales como la ansiedad y la depresión. Con la incertidumbre y la imposibilidad de salir, el refugio de los jóvenes fueron las redes sociales, los videojuegos y el mundo digital.

Te podría interesar: México registra el superávit agroalimentario más alto en 28 años

Según un estudio del Ministerio japonés de Educación, el 17% de niños de entre 6 y 12 años juegan con videojuegos más de cuatro horas al día, contra el 9% que lo hacía en 2017. En los menores de 12 a 15 años se observó un salto similar.

Desde 2019, la Organización Mundial de la Salud (OMS) reconoce oficialmente el «trastorno por uso de videojuegos». Este se caracteriza por un «deterioro en el control sobre el juego». Corresponde a un «incremento en la prioridad dada al juego al grado que se antepone a otros intereses y actividades de la vida diaria». Además, la «continuación o incremento del juego a pesar de que tenga consecuencias negativas» durante al menos 12 meses.

Así como se ha observó durante la pandemia, el uso de los videojuegos o el sumergirse en el mundo digital, muchas veces se genera a partir del deseo de la persona por escapar de su realidad en el mundo tangible. Muchos estudiantes que sufren acoso escolar deciden escapar de esa perturbadora realidad a través de los videojuegos. Esto les ayuda a transportarse a otra realidad, lo que los lleva a sentir que viven una vida diferente a la que en realidad tienen, trasladan su mundo violento a uno lleno de aventuras y emoción.

El apoyo psicológico es de suma importancia para el tratamiento de la adicción a los videojuegos, sin embargo, japón continua buscando mejores estrategias para evitar que su juventud se sumerja en la adicción al mundo digital.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *