Más

Suscribirse

Redes Sociales

Gobierno chileno pedirá “aclaración” a la Justicia por fallo sobre aseguradoras de salud

La ministra del Interior, Carolina Tohá, adelantó que desde el Gobierno chileno pedirán una “aclaración” a la Corte Suprema respecto del fallo que obliga a las aseguradoras privadas de salud a una devolución por cobros en exceso, luego de que la vocera de máximo tribunal de país emitiera declaraciones que son, a juicio de la secretaria de Estado, “una novedad, por decir lo menos”.

La vocera del tribunal y también magistrada de la Corte Suprema, Ángela Vivanco, afirmó en una entrevista que “los excedentes que las isapres tienen que devolver son a quienes demandaron”, abriendo dudas sobre los alcances de la resolución judicial.

“Al no haber nunca usted demandado, no tiene nada hacia atrás qué cobrar. Los excedentes que las isapres tienen que devolver son a las personas que demandaron. Lo que sí, el resto de los afiliados, a partir de este fallo, pueden exigir que se les ajusten sus planes hacia adelante”, detalló la magistrada.

Frente esto, Tohá manifestó que “esta pareciera ser una materia en la que no había dudas” y que estas declaraciones “no alteran el curso” del proyecto enviado por el Ejecutivo al Congreso para definir los mecanismos de pago.

Esta iniciativa legal presentada a principios de mayo ha sido intensamente debatida en Chile: la Asociación de Isapres, gremio que aglutina a estas empresas, la ha descrito como un “engaño que no tiene factibilidad alguna y que conduce por la fuerza a un monopolio estatal”, en el Ejecutivo en cambio, han descartado totalmente la posibilidad de un “perdonazo” a las isapres y que el fallo debe cumplirse.

El mercado de las isapres, muy concentrado en 6 compañías, fue creado en 1981 como parte de las reformas neoliberales instauradas por la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990).

Su creación empujó el desarrollo de clínicas privadas, que empezaron a integrarse verticalmente en holdings con las Isapres.

Según los expertos, hasta el 18 % de la población es parte de una Isapre, cerca de 3 millones de personas, donde cotizan con un promedio del 11 % de su sueldo (el 7 % es obligatorio y el resto adicional).

Las isapres se declararon “al borde de la quiebra” tras la pandemia y un proceso judicial de 10 años que se giró en su contra y concluyó con una bola de deudas de las empresas con sus clientes.

Según la Superintendencia de Salud, entre 2017 y 2020 las seis isapres abiertas que operan en el sistema chileno acumularon ganancias por más de 225.000 millones de pesos (más de 280 millones de dólares), mientras que en 2021 y 2022 registraron pérdidas históricas. EFE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *