Más

Suscribirse

Redes Sociales

Fiscalía boliviana investiga la muerte de interventor de banco como un homicidio-suicidio

La Fiscalía de Bolivia informó que la muerte del interventor del Banco Fassil Carlos Colodro, quien cayó del piso 15 de un edificio en circunstancias extrañas, se investiga como un “homicidio-suicidio”.

El fiscal departamental de Santa Cruz, Róger Mariaca, explicó en una rueda de prensa que el caso “se investiga por homicidio-suicidio” ante la posibilidad de que Colodro haya recibido “diferentes golpes” que ocasionaron la caída.

“No se puede cerrar ninguna hipótesis dentro de la presente investigación, es por eso que se ha pedido a la comisión de fiscales la más absoluta reserva”, enfatizó.

El pasado sábado en la noche el interventor del Banco Fassil, uno de los más grandes del país y que fue intervenido hace un mes, cayó de un edificio en la ciudad oriental de Santa Cruz.

Las autoridades bolivianas establecieron que Colodro falleció por un “shock traumático, laceración múltiple de órganos internos y politraumatismo por precipitación” y que supuestamente dejó una “carta póstuma”.

Los abogados de la familia del fallecido expresaron que el cuerpo de Colodro tenía algunas heridas que pudieron no producirse “en el mismo momento” de la caída.

Al respecto, el Fiscal Departamental indicó que se ordenó la realización de una planimetría para saber “desde qué lugar cayó la persona y de qué manera pudo lesionarse”, además, se pidió la valoración de “indicios biológicos”.

Sobre el manuscrito que se atribuye al fallecido, el fiscal Mariaca precisó que se pidió “dar prioridad” a la pericia de verificación, aunque los abogados de la familia de Colodro adelantaron que no es su letra ni su manera de escribir.

El Ministerio Público tomó declaraciones a cinco personas, entre funcionarios del edificio y colaboradores, que aseguraron que Colodro estuvo solo, apuntó Mariaca.

Ante las extrañas circunstancias de la muerte, varios políticos como el propio presidente de Bolivia, Luis Arce, y los exmandatarios Evo Morales y Carlos Mesa han pedido una investigación “transparente”.

Además, el periodista Júnior Arias, quien reveló los detalles de los manejos del caso, decidió “salir del país por un tiempo hasta que se esclarezca la muerte” de Colodro.

Al respecto, la Asociación Nacional de Periodistas de Bolivia (ANPB) y la Asociación de periodistas de La Paz (APLP) exigieron al Gobierno “protección y garantías” a favor de Arias y que se “extremen la medidas para proteger” a quienes siguen este u otros casos.

A finales del mes pasado, el Gobierno nombró a Colodro como interventor del Banco Fassil e inició el procedimiento para que otras entidades financieras se hagan cargo de los depósitos de los clientes y se realice la “migración” de cuentas y otros servicios.

La Autoridad de Supervisión del Sistema Financiero (ASFI) atribuyó la crisis en el banco a las “malas prácticas de sus ejecutivos y directivos” y “manejos irregulares” por parte de su grupo empresarial.

Por ello, varios de los principales ejecutivos de la entidad fueron procesados penalmente y están encarcelados. EFE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *