Filme mexicano “Travesías” explora la relatividad de las fronteras físicas

128 vistas
5 min lectura
EFE

Lo relativo que puede ser una frontera física, pero las repercusiones sociales que conlleva este azaroso destino, son retratadas en «Travesías», un filme del director mexicano Sergio Flores Thorija.

“Quería hacer una película de un personaje que se siente un extraño en donde está viviendo, que no pertenece a ese lugar y quería que fuera una ciudad fronteriza porque ahí ese sentimiento y esa paradoja se incrementa mucho”, cuenta este jueves Flores Thorija en entrevista con Efe, quien grabó en Tijuana y San Diego (EE.UU.) su más reciente película.

Tras viajar por todos los estados de la frontera, el director quedó impactado con la peculiaridad de la fronteriza Tijuana y durante su estancia en la ciudad decidió que ese sería el lugar de su siguiente película.

Lo que vino después fue seguir los aprendizajes que había obtenido en su primer largometraje “3 mujeres (o despertando de mi sueño Bosnio)” en el 2016, en el que para realizarse tuvo que vivir varios años en el país europeo de Bosnia y Herzegovina.

Así fue como Flores Thorija tomó sus cosas y se fue a vivir a Tijuana, ciudad ubicada en el estado Baja California, en donde pasó alrededor de dos años para evitar hacer una película de “turista”.

“Estoy muy clavado con hacer cine hiperrealista, de la vida diaria y cotidiana. Trabajo con no actores cosas muy concretas y para mí era fundamental que la película no se sintiera como hecha por un turista, era algo que no quería que me pasara en absoluto”, asevera.

Fiel a la idea de que el cine lo debe de sacar de su zona de confort, han sido los cambios de ciudades y país en los que residir lo que lo llevó a plantear los problemas y emociones que ahora encarnan sus personajes, Víctor y Alejandra.

“La idea comenzó cuando vivía en Bosnia. Yo quería hacer una película de la sensación que yo tenía de no pertenencia. No son mis historias, pero muchas veces sí son mis sentimientos los que están reflejados, en Bosnia me sentía un extraño”, confiesa.

FRONTERAS Y OPORTUNIDADES

En la ficción, Alejandra es una joven que se ve obligada a emprender una serie de trabajos desgastantes y que no coinciden con sus aspiraciones para ahorrar dinero y así poder ir en la búsqueda de su hermano, de quien fue avisada había fallecido en Estados Unidos, pero cuya noticia se niega dar por verdadera.

De forma paralela, Víctor es un mexicano nacido en el país norteamericano que dejará su hogar para irse de fiesta unos cuantos días a México, donde experimentará una serie de eventos que pondrán en riesgo su integridad.

“Algo de lo que quería hablar era de que vivimos en un mundo en el que por desgracia el lugar donde naces te determina mucho”, reflexiona el director.

Con un juego de personajes “espejo”, Sergio explora la relatividad de las fronteras físicas impuestas, mientras se adentra a los deseos y aspiraciones de cada uno de los personajes que en parte fueron determinados por el espacio geográfico donde les tocó nacer.

“Ale y Víctor son el retrato de lo que pasa en cada uno de los lados de las fronteras, ellos son el producto de lo que sucede en cada una de sus ciudades. Me parecía interesante sacarlos de su contexto y mandarlos hacia el otro lado y vemos como todo en su vida cambia radicalmente, pero las ciudades no van a cambiar”, menciona.

Travesías” es parte de la selección oficial del Festival Internacional de Cine de Morelia (FICM) que se lleva a cabo del 27 de octubre al 1 de noviembre. EFE

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Noticia anterior

OMS teme nueva ola de COVID en el hemisferio norte con la llegada del frío

Siguiente noticia

El Monterrey y el América definen al Campeón de Concacaf