Más

Suscribirse

Redes Sociales

Encuentran gargantilla prehispánica en obras del Tren Maya en el sureste del país

Antropólogos encontraron una gargantilla que pudo ser labrada en la época prehispánica entre los años 830 y 900 de nuestra era, informó el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH).

La gargantilla, que fue elaborada de caracola, cuenta con la representación esgrafiada de cuatro personajes y mide 9,7 centímetros de largo y 2,9 centímetros de ancho, con un milímetro de grosor y una forma semielíptica o semilunar.

Su hallazgo se registró el 13 de septiembre de 2023, en el poblado de Nicolás Bravo, en el estado de Quintana Roo, durante las exploraciones arqueológicas que se realizan en el Tramo 7 del Tren Maya, obra ferroviaria insignia del presidente López Obrador, en el sureste del país.

El antiguo accesorio para el cuello fue hallado por el equipo coordinado por la arqueóloga Maricela Salazar cuando se liberaba una capa de relleno debajo de un apisonado, a 30 centímetros de profundidad.

Según la especialista, la asociación de la gargantilla con otros ejemplares conocidos permite inferir que data del periodo Clásico Terminal, es decir, entre los años 830 y 900 de nuestra era.

“Son pocos los ejemplares similares que se han recuperado o de los que se tiene noticia. De aquellos que conocemos su lugar de procedencia, podemos mencionar una gargantilla encontrada en el Valle de México, y otras recuperadas en contextos del periodo Clásico Terminal, en el Ceibal, el Perú-Waka’ y Uaxactún, sitios de la región de las Tierras Bajas mayas del sur”, explicó Salazar.

El grabado de la gargantilla se compone por cuatro personajes de perfil que portan una banda en la cabeza. Dos de ellos miran hacia el lado derecho y dos al izquierdo.

De acuerdo con el INAH, estos objetos suntuarios evocan, desde la perspectiva del arte maya prehispánico, a conferencias o temas relativos a la diplomacia, el intercambio y los encuentros entre miembros de las elites antiguas.

La pieza recién descubierta permanecerá bajo el resguardo del INAH y continuará bajo estudio, dado que, por su calidad y excepcionalidad, se contempla su futura exhibición en una sede por definir. EFE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *