Más

Suscribirse

Redes Sociales

El Senado paraguayo rechaza derogar un acuerdo con la UE de apoyo a la educación

El Senado de Paraguay rechazó un proyecto de ley avalado por la Cámara Baja que busca derogar un convenio suscrito en 2020 con la Unión Europea (UE), unos 41,4 millones de dólares para apoyar el sistema educativo en el país, y que quedó en medio del debate previo a las elecciones internas de los partidos políticos y de la presión de sectores contrarios a la llamada “ideología de género”.

Un total de 24 senadores votó por el rechazo de la iniciativa aprobada por los diputados el 30 de noviembre de 2022, semanas antes de las elecciones primarias del pasado 18 de diciembre.

Otros 13 legisladores se pronunciaron a favor de la propuesta. Además, se registró una abstención y 7 ausencias.

La iniciativa vuelve a la Cámara de Diputados “para su consideración”, dijo el titular del Senado, Óscar Salomón, al cerrar el debate.

Salomón declaró a periodistas antes de la sesión legislativa que de derogarse el convenio estaría en riesgo una donación que se viene utilizando desde hace más de 12 años.

Entre otros, advirtió que el cese de la ayuda implicaría quedarse sin merienda escolar y sin “un montón de cosas”, al tiempo que consideró que se “caerían” otros convenios.

Los 41 millones de dólares “de fondos no reembolsables y no condicionados” previstos en el acuerdo de cooperación terminaron salpicados por la discusión del Plan Nacional de Transformación Educativa (PNTE), rechazado por grupos “provida” y “profamilia”.

Este miércoles se escucharon en el Senado posiciones a favor y en contra de la ideología de género mientras se debatía el proyecto de ley “Que deroga la vigencia de la Ley 6.699/20, que aprueba el convenio de financiación entre la Unión Europea y la República del Paraguay”.

En su intervención, el senador Sergio Godoy, del gobernante Partido Colorado, se opuso a que sus hijos “sean educados bajos unos instrumentos y unas herramientas de la Unión Europea”.

“¿Por qué nosotros estamos en contra? Porque no compartimos esos valores de la Unión Europea. En Europa, vos te levantás hoy, en España, y decís que sos mujer y sos mujer y no es joda esto, es cierto”, afirmó el legislador.

Por su parte, la senadora Georgia María Arrúa, del opositor Partido Patria Querida (PPQ), pidió la intervención de la Cancillería y se quejó de que “vengan a amenazar” con una eventual cancelación de otros acuerdos.

“No puede ser que nos dejemos extorsionar de esa manera. Entonces quiere decir que Paraguay tiene precio”, preguntó.

La senadora Esperanza Martínez, de la alianza de izquierdas Frente Guasu, denunció que durante los comicios primarios se puso en marcha una “campaña de manipulación” que produjo una “confusión social” y tocó un tema sensible para la “cultura conservadora” de su país.

“Una cultura paraguaya que habla de la familia, pero que es una de las sociedades más cínicas, porque así como defendemos a la familia, olvidamos que el 36 % de las mujeres en el Paraguay son jefes cabeza de familia y crían a sus hijos solas”, refirió Martínez, quien fue ministra de Educación durante el Gobierno del expresidente Fernando Lugo (2008-2012).

La congresista se dolió también de la violencia “en todas las esferas” y observó que se ha buscado confundir para crear temor como la “mejor manera de controlar a las sociedades”.

En declaraciones difundidas en meses pasados, las delegaciones diplomáticas europeas han aclarado que el convenio objeto de debate fue firmado en 2020, “y es anterior al Proyecto de Ley de Transformación Educativa”. EFE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *