Más

Suscribirse

Redes Sociales

El sector del cacao reclama ingresos justos y apoya la subida de precios

Pixabay
Pixabay

Autoridades y representantes del sector del cacao reclamaron en la quinta edición de la Conferencia Mundial del Cacao la remuneración justa de los pequeños productores como requisito imprescindible para conseguir una industria sostenible de este producto.

La reina Matilde de los belgas, quien inauguró la ceremonia de apertura como país anfitrión de la conferencia, destacó el vínculo entre la remuneración de los pequeños cacaocultores y los objetivos de sostenibilidad como “dos caras de la misma moneda” y subrayó los “argumentos de peso moral” a favor de aumentar los precios del cacao.

“¿Cómo podemos aceptar una distribución tan injusta en toda la cadena del cacao? Los cacaocultores reciben entre un 7 y un 10 % del valor abonado por los consumidores y los demás intermediarios más del 90 % del precio final”, resaltó la reina de Bélgica.

“Que el cacao sea sostenible significa una remuneración digna, niños en la escuela y bosques protegidos”, puntualizó la reina.

El vicepresidente ejecutivo de la Comisión Europea, Valdis Dombrovskis, afirmó que la Unión Europea (UE) tiene “un fuerte compromiso en el libre comercio del cacao y sus productos” así como en la reforma del sector y en el apoyo a la entrada en vigor del reglamento comunitario de deforestación y de responsabilidad debida con el respeto al medioambiente y a los derechos humanos.

“La UE está preparada para seguir trabajando en esta dirección, hay progresos en las relaciones comerciales y en el cacao sostenible”, agregó Dombrovskis.

Además, aseguró que la “UE está dispuesta a comprometerse aún más” y que está tratando de “mejorar su relación de inversión con Ghana y Costa de Marfil” a través de acuerdos que permitirán mayor eficiencia, desarrollo económico y transparencia.

La comisaria europea de Asociaciones Internacionales, Jutta Urpilainen, explicó el trabajo de la UE por la reforma del sector a través de la Iniciativa Europea para el Cacao Sostenible que aseguró que ha conseguido “avances significativos” y que no es “una mera aspiración” sino “algo que está a nuestro alcance”.

La Comisión Europea lanzó en septiembre de 2020 una iniciativa para mejorar la sostenibilidad del cacao, basada en un diálogo que reúne a representantes de Costa de Marfil y Ghana -los principales productores de cacao que representan el 70 % de la producción mundial-, así como a titulares de la Eurocámara y los Estados miembros a fin formular recomendaciones concretas para toda la cadena de suministro.

La comisaria aludió a los precios récord alcanzados por el cacao que el jueves pasado llegó a situarse en las 9.598 libras (algo más de 11.200 euros) por tonelada en un contexto de escasez del producto.

“Si hay una lectura positiva es la siguiente: el mercado ha sido capaz de absorber ese aumento de precio, desde fabricantes hasta consumidores, las partes interesadas han mostrado su voluntad de pagar más y esto sustenta lo que ya sabíamos sobre el consenso mundial para el consumo de cacao sostenible”, agregó la comisaria.

Por su parte, el embajador español en Costa de Marfil y presidente del consejo de la Organización Internacional del Cacoa (ICCO, por sus siglas en inglés), Rafael Soriano Ortiz, consideró que esta coyuntura actual “ofrece una oportunidad”.

“La coyuntura de precios elevados es una oportunidad, pero nada nos asegura que se mantenga así, es necesario adoptar medidas que permitan la estabilización de los ingresos de los productores”, afirmó el embajador.

En representación de la parte latinoamericana -donde se cultiva este producto en 20 países- el viceministro de Agricultura y Ganadería de Ecuador, Álvaro Esteban del Hierro, destacó a esta nación como “el lugar de origen” del cacao y apuntó a su “valor simbólico”.

“Es fundamental abordar con diligencia y visión a largo plazo y reconocer que las burbujas de precio, por su naturaleza efímera, pueden convertirse en una trampa si no estamos preparados para su mental corrección”, destacó el ministro de Ecuador, donde se estima que hasta el 6% de la población rural está involucrada en el cultivo de cacao.

El ministro de Comercio e Industria de Costa de Marfil, Souleymane Diarrassouba, señaló que la baja remuneración de los productores africanos es una “barrera” a la hora de invertir en técnicas sostenibles y respectar el medio ambiente en este país africano donde el cacao representa “más del 30 % de sus exportaciones y cerca del 15 % del Producto Interior”. EFE

Compartir Nota

Redes Sociales

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *