Más

Suscribirse

Redes Sociales

El papa reconoce las dificultades de la diplomacia vaticana en tiempos de guerra

El papa Francisco reconoció hoy las dificultades de la diplomacia vaticana en estos momentos de guerra, al responder a los periodistas que viajan con él en el vuelo que le conducirá a Mongolia.

El papa, como es habitual, saludó uno a uno a los cerca de 70 periodistas que viajan con él hacia Mongolia y uno de ellos le preguntó sobre “las dificultades de la diplomacia vaticana en estos tiempo de guerra”.

“Ni se lo imagina”, contestó Francisco, que añadió que “a veces hay que tomarse las cosas con sentido del humor”.

En los pasados días, el papa fue fuertemente criticado por las autoridades ucraniana que le acusaron de exaltar el imperialismo de Rusia después de unas palabras a algunos jóvenes católicos rusos.

“Nunca olvidéis vuestra herencia. Sois herederos de la gran Rusia: la gran Rusia de los santos, de los gobernantes, la gran Rusia de Pedro el Grande, de Catalina la Grande, de ese gran imperio ilustrado, de gran cultura y de gran humanidad”, dijo el papa a los jóvenes.

Las palabras del papa alabando la historia de Rusia fueron criticadas por el portavoz del ministerio de Asuntos Exteriores en Kiev, Oleg Nikolenko, que consideró que defendían al “imperialismo ruso”, pero el Vaticano negó que el papa quisiera exaltarlo y precisó que sólo “quiso animar a los jóvenes a preservar y promover todo lo positivo en el gran mundo cultural y la espiritualidad rusa.

Durante el vuelo, el papa también bendijo una cantimplora de un soldado ucraniano acribillada por las balas y que él llevó a una iglesia de Leopolis como ofrenda por haberse salvado.

EL VALOR DEL SILENCIO EN ESTE VIAJE

Francisco también explicó durante el vuelo que será importante el valor del silencio de las grandes explanadas en Mongolia y que “hará bien” a todos, al hablar de su visita a este país de grande extensiones y poca población y una pequeña comunidad de católicos.

“Ir a Mongolia es ir a visitar un pueblo pequeño pero con un territorio grande. Mongolia parece que no termina nunca. Tiene pocos habitantes pero con una gran cultura. Creo que nos hará bien entender ese silencio”, dijo el papa.

Francisco se refería así a un país entre los más despoblados del mundo con tan sólo 3,3 millones de habitantes de los que sólo el 0,04 %, unas 1.400 personas son católicas.

El papa agregó que para entender ese silencio no se necesita “inteligencia, sino utilizar los sentidos” y aconsejó escuchar al compositor ruso Aleksandr Borodín que fue “capaz de describir la grandeza y la extensión de Mongolia”.

ACCIDENTES LABORALES SON UNA INJUSTICIA

Por otra parte, al ser preguntado por la muerte de cinco trabajadores que fueron arrollados por un tren en las afueras de Turín (noroeste de Italia) mientras realizaban labores nocturnas de manutención, el papa afirmó que “los accidentes en el trabajo son una calamidad y una injusticia y siempre por la falta de cuidado”.

“Los trabajadores son sagrados”, dijo el papa.

Los cinco fallecidos, que ya han sido identificados y tenían edades entre los 22 y los 52 años, estaban a punto de empezar a sustituir unos raíles cuando fueron arrollados cerca de la localidad de Brandizzo por el tren, que circulaba a una velocidad de 160 kilómetros, informaron los medios locales. EFE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *