Más

Suscribirse

Redes Sociales

El ministro peruano del Interior rechaza la versión de Castillo de que está “secuestrado”

El ministro peruano del Interior, Vicente Romero, rechazó la acusación que hizo el encarcelado expresidente Pedro Castillo (2021-2022) de que está “secuestrado” y que es una “víctima de un complot”, al calificarla de “absurda”.

En declaraciones a la prensa después de una ceremonia policial, Romero afirmó que “el señor expresidente Pedro Castillo no está secuestrado. Él está detenido por disposición de la autoridad competente. De manera que eso es absurdo”.

“Nosotros rechazamos esas versiones. No es así”, añadió el ministro al ser consultado sobre las declaraciones de Castillo durante una audiencia judicial virtual en la que pidió que se anulen los cargos de rebelión y conspiración abiertos en su contra por el fallido golpe de Estado que dio en diciembre pasado.

Castillo está en prisión preventiva desde el 7 de diciembre último en una cárcel en la que también están recluidos el expresidente Alberto Fujimori por una condena de 25 años y el exmandatario Alejandro Toledo investigado por lavado de activos.

Romero dijo que actualmente “el país está en un momento muy difícil, complicado” porque ha transcurrido “un año y medio prácticamente paralizados” debido a que “gente incompetente” estuvo nombrada en el Gobierno de Castillo.

El expresidente Castillo dijo el jueves, en forma remota, que estaba convencido de que “la Fiscalía es un verdadero colaborador eficaz de este Congreso y del Gobierno de facto. Ha habido todo un plan, un complot”, antes de agregar que él no está detenido, sino secuestrado en la prisión de Barbadillo.

Inmediatamente después, el juez Juan Carlos Checkley le recordó que él está recluido en virtud de una orden de prisión preventiva que ha sido ratificada por la Justicia y que la audiencia tenía como fin “escucharlo y atender a los requerimientos” de la tutela de derechos presentada por su defensa.

El exmandatario, al igual que ha hecho en otras ocasiones, sostuvo que su Gobierno fue el primero en la historia del país que se negó a someterse “a los intereses de ciertos grupos de poder” y “no le dio a la prensa lo que la prensa le pidió”, si bien no detalló en qué consistió ese reclamo de los medios.

Castillo fue arrestado el pasado 7 de diciembre, después de anunciar en un mensaje a la nación que iba a cerrar el Congreso, intervenir todas las instituciones del sistema de Justicia y a conformar un Ejecutivo de emergencia que iba a gobernar por decreto.

Tras su mensaje, que fue rechazado por todas las instituciones de Perú y calificado mayoritariamente como golpista, el Congreso le destituyó y la hasta entonces vicepresidenta Dina Boluarte -elegida en las urnas en la fórmula que encabezó Castillo como mandatario-, fue nombrada jefa de Estado por sucesión constitucional. EFE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *