El Espanyol alarga la malaria del Real Madrid

83 vistas
4 min lectura
Foto: EFE/Alberto Estévez

El Espanyol derrotó al Real Madrid en el RCDE Stadium con un gol de Raúl de Tomás en el minuto 17 y otro de Aleix Vidal en el 60, que dejó en nada el tanto de Karim Benzemá, el más destacado del cuadro visitante, en el 71’.

Los pupilos de Carlo Ancelotti no estuvieron acertados en tareas ofensivas, pese a su insistencia en el tramo final, y sufrieron mucho con las contras del anfitrión. El cuadro blanco, de esta forma, encadena tres partidos sin conocer la victoria después del Villarreal (0-0) y el Sheriff (1-2).

 

Los Periquitos, por su parte, suman su segundo triunfo de la temporada y dan un golpe sobre la mesa tras un inicio de curso complicado, justo antes del parón de LaLiga por los compromisos internacionales.

El duelo arrancó con igualdad. Un error de la defensa blanquiazul propició el primer aviso de Benzemá sobre la portería de Diego López a los cinco minutos. La primera del local llegó de la mano de Embarba, con un disparo cruzado que desvió Thibaut Courtois. El intercambio de golpes no dibujaba un dominador claro.

 

De hecho, el anfitrión fue el que se adelantó en el marcador. Raúl de Tomás, en el minuto 17, remató con contundencia un centro de Embarba, muy activo en ataque, que se fue de David Alaba por la banda. La diana animó a los locales, que no se echaron atrás y buscaron ampliar la ventaja.

El Madrid insistía con Vinícius Jr. y Karim, pero la defensa del Espanyol estaba siempre bien posicionada. A medida que se acercaba el descanso, los locales se replegaron atrás, pero los de Ancelotti seguían sin encontrar la forma de sorprender a futbolista los locales.

En la reanudación, el técnico del Real cambió el dibujo a un 4-3-3 con Vinícius y Rodrygo en las bandas, y Benzemá en punta. El conjunto visitante, aunque se encontró con un anfitrión más conservador en esta segunda mitad, no amenazó especialmente a los de Vicente Moreno en tareas ofensivas.

El Espanyol era paciente y tuvo premio. En el minuto 60, Aleix Vidal, en una contra letal, firmó el segundo tanto de la tarde en el RCDE Stadium. Carrera por la banda, caño al defensor y disparo raso y potente que descolocó a Courtois. El choque era de los catalanes.

De hecho, minutos después, Darder disfrutó de un uno contra uno frente al portero que no pudo concretar. El visitante vivía momentos delicados. Su pólvora no funcionaba, aunque Benzemá se exhibió marcando con una acción invalidada por fuera de juego, y su zaga presentaba fisuras claras.

El francés, sin embargo, cumplió sus amenazas. En el minuto 71, Benzemá, el mayor peligro visitante con diferencia, y prácticamente el único, se deshizo de tres defensores y ajustó el balón al poste derecho, una posición inalcanzable para Diego López. El 2-1 dibujaba un nuevo escenario.

Moreno apuntaló su once con perfiles más defensivos mientras, el Real buscaba el empate. Eden Hazard marcó el 2-2, anulado por fuera de juego: los blancos acechaban. Los pupilos de Ancelotti dispusieron de varias faltas para igualar el luminoso, aunque no tuvo acierto suficiente. EFE

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Noticia anterior

México, Subcampeón del Mundial Sub 23 de Beisbol

Siguiente noticia

Se lleva el América el Clásico Capitalino ante Pumas