Más

Suscribirse

Redes Sociales

El envío de inmigrantes a California fue “voluntario”, según autoridades de Florida

Autoridades de Florida señalaron que el grupo de inmigrantes colombianos y venezolanos que fueron dejados el viernes pasado frente a una iglesia católica en Sacramento, California, y al que le ha seguido un segundo vuelo este lunes, “fueron voluntariamente”, según un video distribuido a los medios.

El fiscal general californiano, Rob Bonta, había dicho este lunes que el caso está bajo investigación, pero ya han podido confirmar que los 16 inmigrantes que viajaron desde la frontera con México hasta California tenían documentación relacionada con la Administración del gobernador de Florida, el republicano Ron DeSantis.

En un video publicado hoy por la División de Manejo de Emergencias de Florida (FDEM) en la plataforma Rumble, se puede ver a los migrantes firmando unos documentos y celebrando su llegada a California.

El video está compuesto por fotos fijas y también por videos en los que aparece al menos una docena de inmigrantes jóvenes que viajan en un autobús mientras cantan y hacen bromas. También se les ve abordar unos aviones pequeños de hélices.

“Estoy muy agradecido por mi habitación porque estar viajando y en la calle, expuesto a paramilitares, Maras Salvatruchas y todo lo que pueda haber en Centroamérica…y llegar a un lugar seguro y conocer gente de frecuencia bonita como ustedes…Estamos muy agradecidos”, dice a cámara uno de los inmigrantes.

En un comunicado enviado hoy a los medios por Amelia Johnson, portavoz de FDEM, recalcó que la reubicación de esos inmigrantes fue “voluntaria”.

“Como puede ver en este video, la reubicación voluntaria de Florida es precisamente eso: voluntaria. A través del consentimiento verbal y escrito, estos voluntarios indicaron que querían ir a California”, sostuvo.

“Un contratista estuvo presente y se aseguró de que llegaran de manera segura a una ONG externa. La ONG específica, Caridades Católicas, es utilizada y financiada por el gobierno federal”, añadió Johnson.

Hasta el momento, el gobernador de Florida, también candidato a las primarias republicanas para aspirar a la Casa Blanca, no ha comentado nada sobre el tema.

Mientras tanto, la Fiscalía de un condado de Texas evalúa la presentación de cargos criminales por el envío en 2022 de migrantes a Massachusetts por parte de la administración de DeSantis, en momentos en que aparentemente el republicano repitió esta semana nuevos traslados aéreos, esta vez a California.

El alguacil del condado de Bexar (Texas), Javier Salazar, anunció este lunes que su oficina ha completado la investigación del traslado de septiembre pasado de unos 49 migrantes, en su mayoría venezolanos, desde San Antonio (Texas) hasta la isla Martha’s Vineyard, y encontró evidencia para formular cargos.

Por otro lado, las autoridades de Florida anunciaron este martes que las fuerzas enviadas a Texas por DeSantis para colaborar en la operación Lone Star (Estrella solitaria) de control de la frontera han contactado con más de 5.800 inmigrantes indocumentados y ayudado con más de 190 arrestos.

Las detenciones tienen que ver con delitos graves como contrabando de personas, robo, posesión de drogas y porte ilegal de armas, entre otros, según un comunicado oficial.

Como parte de los arrestos, los agentes del Departamento de Cumplimiento de la Ley de Florida (FDLE) ayudaron a incautar cocaína, metanfetamina, marihuana, parafernalia para uso de drogas, armas de fuego y cajas de municiones.

Uno de los detenidos es un miembro de la pandilla MS-13 que actualmente se encuentra en la Lista de Vigilancia de Terroristas de EE.UU., señaló un comunicado oficial.

Cuando el 16 de mayo anunció el envío de fuerzas a Texas, DeSAntis dijo que lo hacía para “asegurar la frontera sur” ante la “abdicación del deber” del gobierno federal en el combate a la crisis migratoria. EFE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *