Más

Suscribirse

Redes Sociales

El BoJ acomete una “comprobación cambiaria” que apunta a posible intervención

El Banco de Japón (BoJ) realizó hoy una “comprobación cambiaria” (rate check) para consultar el tipo de cambio que están usando los inversores, según informó el diario Nikkei, un movimiento interpretado como un signo de preparación para intervenir en el mercado ante la rápida devaluación del yen.

La consulta del banco central nipón, que el citado diario dijo haber verificado con varios funcionarios a falta de la confirmación del BoJ, se produjo poco después de que el ministro de Finanzas, Shunichi Suzuki, reiterara la preocupación del Gobierno por la volatilidad del yen y dijera que no se descarta ninguna opción.

La consulta de tasas del BoJ podría ser una medida preparatoria para una intervención o un movimiento para tratar de influir en el mercado de divisas para intentar frenar la acelerada caída del yen.

Estos movimientos tienen lugar después de que el yen cayera hoy más de dos unidades con respecto al dólar desde la jornada previa y mostrara una alta volatilidad, fluctuando desde la franja media de las 143 unidades por dólar hasta tocar las 144,96, rozando la barrera de las 145 unidades, un renovado mínimo en 24 años.

La divisa japonesa se mueve también en su nivel más bajo en siete años con respecto al euro.

El yen se encuentra bajo presión por las perspectivas de que el banco central estadounidense, así como sus principales homólogos europeos, endurezcan su política monetaria por la inflación y se distancien aún más de la política del Banco de Japón, que opta por mantener sus tipos de interés ultrabajos.

La publicación de los últimos datos sobre precios en Estados Unidos, que registraron en agosto una subida mayor de la esperada, no ha hecho sino alimentar esta preocupación de cara a la celebración la semana que viene de las reuniones mensuales sobre política monetaria de la Reserva Federal (Fed) y el Banco de Japón (BoJ).

El yen ha caído 30 unidades con respecto al dólar desde principios de marzo, cuando se intercambiaba en torno a los 114 yenes por dólar. Es la mayor tasa de disminución anual desde 1973.

EFE

JBR

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *