Más

Suscribirse

Redes Sociales

El alto el fuego en Sudán permite a los ciudadanos salir de casa para comprar provisiones

Los ciudadanos de los tres distritos de la capital sudanesa viven hoy una calma tensa al no producirse ningún enfrentamiento entre el Ejército regular y el grupo paramilitar Fuerzas de Apoyo Rápido (FAR) a lo largo de esta cuarta jornada de la tregua de una semana mediada por Arabia Saudí y Estados Unidos.

Según constató EFE, esta mañana más sudaneses salieron de sus casas hacia los mercados para comprar toda clase de productos básicos para cubrir sus necesidades, tanto alimentos como medicinas, pese a la escasez que hay en las tiendas desde el inicio del conflicto el pasado 15 de abril.

Así, algunos de los puentes que unen las tres urbes de la capital, Jartum, presenciaron hoy un flujo fluido de tráfico, pese a que las Fuerzas de Apoyo Rápido tomaron el control de cuatro de los diez puentes.

ESCASEZ DE ALIMENTOS Y SUBIDA DE PRECIOS

Mohamed Babiker, ingeniero de 45 años, dijo a EFE que por primera vez desde que estalló el conflicto pudo ir en autobús al mercado central de Jartum para comprar carne, verduras, frutas y suministros.

Para llegar al mercado tuvo que cruzar un “camino dividido”, ya que “un lado está controlado por las Fuerzas de Apoyo Rápido y el otro por el Ejército”, pero relata que no fue “objeto de inspecciones” por ninguno de los dos bandos.

“Hay pocos compradores en el mercado por los altos precios y la escasez de efectivo por la continua suspensión de la jornada laboral de los bancos por los combates”, detalló Babiker.

Además, este sudanés alertó que la inseguridad generada por los enfrentamientos y la ausencia policial en las calles está propagando las bandas de saqueadores en los barrios por la noche.

MEJORA EL ALTO EL FUEGO, SEGÚN MEDIADORES

Estados Unidos y Arabia Saudí emitieron hoy un comunicado conjunto en el que afirmaban haber “notado una mejora en el respeto del acuerdo sobre un alto el fuego a corto plazo y los arreglos humanitarios en Sudán”, a pesar de que se produjeron algunas violaciones.

“A pesar del uso de aviones de combate y disparos esporádicos en Jartum, el uso de artillería y drones el pasado 24 de mayo, la situación ha mejorado”, detalló la nota.

No obstante, el comunicado criticó que estas violaciones del alto el fuego pusieran en peligro a los civiles, además de impedir la asistencia humanitaria y el restablecimiento de los servicios básicos, socavando así los principales objetivos de la tregua.

PROTEGER A CIVILES Y RESTABLECER SERVICIOS

Los mediadores advirtieron a las partes sudanesas contra nuevas violaciones del alto el fuego, además de solicitarles que cumplan con sus compromisos de proteger a los civiles y tomar medidas para entregar ayuda humanitaria y restablecer los servicios básicos.

Esta es la primera tregua que cuenta con una Comisión de Supervisión y Coordinación, integrada por tres representantes saudíes, otros tres estadounidenses y tres de cada una de las partes en conflicto, para monitorear el alto el fuego.

Precisamente, Al Yazouli Abdel Qader, de 53 años, trabaja en una empresa privada en Jartum y dijo a EFE que “los servicios de agua y luz se encuentran inestables y cortados por largas horas, ante las altas temperaturas, que superaron los 40 grados, pese a que ayer el gobernador de Jartum, Ahmed Ozman Hamza, afirmó que el suministro de ambos servicios se había restablecido en la capital.

SERVICIOS SANITARIOS BAJO MÍNIMOS

“El número de hospitales operativos aún es bajo y los servicios médicos especializados no están disponibles”, apuntó Abdel Qader, cuya madre fue trasladada en ambulancia desde Jartum hasta Wad Madani (sureste de la capital), donde fue tratada con un catéter cardíaco terapéutico, que le costó 2.000 dólares.

El conflicto iniciado hace mes y medio en el país africano deja ya 709 muertos y 5.424 heridos en los hospitales de todos los estados, según los últimos datos anunciados por el Ministerio de Salud de Sudán, si bien muchas personas que requieren otros tratamientos no han podido acceder a ellos o han tenido dificultades. EFE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *