Más

Suscribirse

Redes Sociales

El alto costo de la vivienda reduce la población de Miami por primera vez desde 1970

El condado de Miami Dade, el más rico y poblado de Florida, está viendo disminuir su población por primera vez desde 1970 y la razón es simple: el elevado costo de la vivienda, inalcanzable incluso para personas de clase media.

Según cifras del Censo de EE.UU., 79.535 personas dejaron Miami Dade para establecer su residencia en otras ciudades de Florida o del país en el periodo 2020-2022.

La razón número uno, dicen todos los analistas, es la escasez de vivienda asequible tanto para alquiler como para compra.

Un informe de la Florida Atlantic University (FAU) destaca que las propiedades inmobiliarias del área metropolitana de Miami están en el puesto once de las más sobrevaloradas del país, cuando hace solo un año estaban en la parte más baja de la clasificación.

El sobreprecio que se paga actualmente por una vivienda promedio en el área de Miami ronda el 39 %, subrayan los expertos de FAU y otras universidades, incluida la Florida International University (FIU), que son autoras del informe.

A finales de junio el precio de una vivienda media en Miami era de 458.749 dólares.

“Los precios de las viviendas en el sur de la Florida han comenzado a aumentar en los últimos meses. Es difícil saber si es el efecto de la temporada de ventas de verano o la reactivación del crecimiento de los precios en el área”, dijo Ken H. Johnson, economista de bienes raíces de la FAU.

Aun así, el área metropolitana de Miami no es ni de lejos la que tiene las viviendas en venta más sobrevaloradas de Florida, donde se encuentran 9 de las 15 con más sobreprecio del país.

En Tampa, en la costa oeste de Florida, los compradores pagan una prima promedio del 42,56 % por una casa, dice el informe.

Atlanta y Detroit son los dos mercados más sobrevalorados del país (47,34 % y 46,08 %, respectivamente).

El mercado de alquiler está también por las nubes.

De acuerdo con la empresa especializada Zumper, la renta promedio de un apartamento de dos dormitorios en Miami era en junio pasado de 3.900 dólares, un 32 % más alta que en el mismo mes de 2022, mientras que el precio promedio de un apartamento de un dormitorio ascendía a 2.835 dólares, un 29 % más alto.

El problema de la falta de vivienda accesible en el área de Miami es tan evidente que el Ejército estadounidense anunció este martes un proyecto de construcción de “viviendas privatizadas” y “asequibles” para los militares destinados aquí.

Según un comunicado, los miembros del servicio estacionados en la guarnición del Ejército en Miami “han luchado para encontrar viviendas adecuadas y asequibles que estuvieran cerca de su lugar de destino”.

En consonancia con lo que ocurre en el mercado de la vivienda, el sureste de Florida que abarca las ciudades de Miami, Fort Lauderdale y West Palm Beach, con una población conjunta de más de 2,5 millones de personas, tiene el índice de inflación más alto de todo el país, un 9 % frente a 4 % del promedio nacional, según datos oficiales.

Uno de los efectos del alto costo de la vida en Florida es que el estado ha dejado de ser el número uno para retirarse.

De acuerdo con un estudio de la compañía de servicios financieros Bankrate, Florida ha pasado de ser el mejor estado para los retirados estadounidenses en 2022 al número ocho en 2023.

El número uno es ahora Iowa, seguido de Delaware, Virginia Occidental, Misuri y Misisipi. EFE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *