Más

Suscribirse

Redes Sociales

Dos nuevos ataques en el sur de Chile dejan un agricultor muerto y una escuela quemada

Dos hechos de violencia rural en el sur de Chile terminaron con un agricultor muerto y una escuela totalmente incendiada, informaron las autoridades del país.

La muerte del agricultor, según reportó la Policía, se dio esta madrugada luego de que se resistiera al robo de su camioneta por parte de un grupo de encapuchados que ingresó a su domicilio ubicado en la región del Biobío, 700 kilómetros al sur de Santiago.

Hasta el momento no hay personas identificadas ni detenidas por este hecho.

Por otro lado, un ataque incendiario se registró en la región de La Araucanía, destruyendo una escuela y afectando a una capilla cercana.

De acuerdo a medios locales, un número indeterminado de sujetos llegó hasta la Escuela San Arturo y le prendieron fuego, pocas horas después de que en una zona cercana el grupo radical Resistencia Mapuche Malleco (RMM) destruyera un templo evangélico, una vivienda y un furgón.

Desde mayo pasado, en la zona rige un estado de excepción constitucional ratificado por el Congreso en 11 oportunidades, herramienta constitucional que permite el despliegue militar en la zona para que ayuden a Carabineros (Policía militarizada) a controlar el orden público, incluyendo vigilancia en las principales carreteras y caminos aledaños.

En La Araucanía y otras zonas del sur de Chile existe desde hace décadas una disputa territorial entre el Estado, algunas comunidades mapuche y empresas forestales que explotan tierras consideradas ancestrales por los indígenas.

El pueblo mapuche, la etnia indígena más numerosa de Chile, reclama las tierras que habitaron durante siglos, antes de que fueran ocupadas a la fuerza por el Estado chileno a fines del siglo XIX en un proceso conocido oficialmente como la “Pacificación de La Araucanía” y que ahora pertenecen en su mayoría a empresas forestales.

En este contexto, son frecuentes los ataques incendiarios a maquinaria y predios, y el conflicto ha costado la vida a un gran número de comuneros mapuche a manos de agentes del Estado, registrándose además la muerte de policías y huelgas de hambre de presos indígenas. EFE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *