Más

Suscribirse

Redes Sociales

Parlamento de Ecuador retomará el juicio político contra el expresidente Guillermo Lasso

EFE/Jeffrey Arguedas
EFE/Jeffrey Arguedas

La Asamblea Nacional (Parlamento) de Ecuador retomará el próximo miércoles el juicio político contra el expresidente Guillermo Lasso, interrumpido en mayo cuando el entonces mandatario disolvió el Legislativo en el momento que se aprestaba a poner a voto su destitución, como último paso de este proceso de censura.

La reanudación del juicio político contra Lasso es el único punto del orden del día en la sesión de la Asamblea ecuatoriana convocada para este miércoles, según la agenda anticipada.

El Parlamento ecuatoriano se reinstaló el 17 de noviembre, justo 6 meses después de que Lasso aplicarse la figura constitucional de la ‘muerte cruzada’, lo que implicó la disolución del hemiciclo, de mayoría opositora, y el acortamiento de su mandato al forzar la convocatoria de elecciones generales extraordinaria.

Estos comicios arrojaron una composición de la cámara similar a la anterior, con el correísmo nuevamente como la primera fuerza que fue la que impulsó junto al conservador Partido Social Cristiano (PSC) el juicio político contra Lasso.

Ahora el correísmo y el PSC vuelven a tener el control de la Asamblea Nacional en un pacto tripartito con la alianza oficialista Acción Democrática Nacional (ADN), del nuevo presidente Daniel Noboa.

El juicio político contra Lasso fue impulsado a raíz de conocerse el caso ‘Encuentro’, sobre una presunta trama de corrupción en empresas públicas que, según la Fiscalía, lideraría el empresario Danilo Carrera, cuñado del ahora expresidente.

Sin embargo, la Corte Constitucional dejó fuera de la acusación este caso y solo permitió que la Asamblea iniciara el juicio político bajo una acusación de presunto peculado (malversación) en una serie de contratos de la flota petrolera estatal.

Con una Asamblea dominada por la oposición, el juicio político avanzó hasta las instancias finales, y antes de que culminara el debate en el pleno con una votación para destituirlo, Lasso recurrió a la llamada ‘muerte cruzada’.

La semana pasada, antes de ceder el mando presidencial a Noboa, el conservador Lasso se reafirmó en su decisión de haber disuelto la Asamblea Nacional.

“Disolver la Asamblea Nacional fue una decisión política acertada que recibió el respaldo de más del 70 % de la población”, reiteró Lasso al presentar un libro sobre sus dos años y medio de mandato, titulado ‘900 días: democracia y resultados’.

“Esta decisión sostuvo la democracia ecuatoriana, porque detuvo a un proyecto político que se propuso la desestabilización del Gobierno hasta lograr la destitución del presidente de la República y recuperar el poder para ellos y sus aliados”, aseguró.

Ya sin la posibilidad de ser destituido, los promotores del juicio pueden lograr la inhabilitación del exmandatario para ejercer cargos públicos, como hicieron con algunos de sus exministros, entre ellos el extitular de Interior Patricio Carrillo, que hasta el momento no puede ejercer de asambleísta tras haber sido electo para ese cargo. EFE

Compartir Nota

Redes Sociales

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *