Conflictiva venezolana

68 vistas
5 min lectura
Fotografía: EFE

Bien sabemos, en nuestro país hermano Venezuela, hay una terrible e insalvable conflictiva política. El presidente Nicolás Maduro ha sufrido infinidad de críticas, donde la que más destaca, es en torno a que la democracia no es precisamente lo que más le distingue. Ante ello, el gobierno mexicano ha impulsado acercamiento y búsqueda de solución en la problemática venezolana; con tal fin, se han iniciado negociaciones, concretamente en el Museo de Antropología de la capital del país, pero como era de esperarse, existe resistencia.

Al inicio de las reuniones, los representantes de Maduro se negaron a sentarse con Carlos Vecchio, uno de los opositores a Maduro, situación que dejó “amargo sabor de boca”, lo cual, al final deberá resolverse.

Maduro ha enviado para representarlo, al presidente del Parlamento, un gobernador y a su propio hijo; por su parte, la oposición se ha hecho representar por distintos personajes, quienes provienen de partidos políticos que se han manejado contra el régimen de Maduro.

Se esperan buenos resultados, pero para alcanzarlos se reclama la imprescindible voluntad de las partes; insistimos, poner condiciones ante la asistencia de ciertos grupos opositores a estas pláticas de paz y democratización, no resulta el mejor camino; la agenda a fijarse, debe partir del respeto mutuo, nunca manejar superioridad o jerarquía.

México es una nación imparcial, y en eso estriba la necesidad de establecer un orden, donde se señalen las medidas a seguir en caso de incumplimiento de los acuerdos; además, se reclama que el programa electoral de Venezuela se oriente para satisfacer a las partes en pugna. No es dable, que al final de cuentas lo logrado en México, no se cumpla en Venezuela.

Los representantes opositores a Maduro, como ya lo señalamos, provienen esencialmente de partidos políticos, quienes a su vez han nombrado como coordinador a Gerardo Blyde, quien debe tener la voluntad de encontrar soluciones inteligentes; el que fuera designado Presidente en el exilio, o por lo menos en contradicción a Maduro, es Juan Guaidó, quien está también obligado a ceder y no pretender, dado que cuenta con el apoyo norteamericano, erogar privilegios que “darían al traste” con las pláticas.

Se considera que las reuniones de mediación tendrán varias etapas, es claro que no todo puede resolverse en un sólo momento jurídico; la paciencia y diplomacia, deberán contar con fundamental preferencia; los trabajos en calidad de intermediarios no sólo son en nuestro país, sino en Noruega, Rusia y Países Bajos, donde también tendrán que convencer a las partes de ceder mutuamente en sus pretensiones. Deseamos que se alcancen buenos resultados.

Muchas naciones del orbe han sufrido severos embates económicos, pero en particular Venezuela, nuestra patria hermana, a pesar de su importante riqueza petrolera; cada vez más venezolanos huyen de su territorio, eso es precisamente lo que deberá evitarse; cuando la gente productiva de un lugar empieza a emigrar, es porque no encuentra las condiciones adecuadas para su desarrollo, y quien más se afecta con ello, es la sociedad de donde provienen.

Otro aspecto esencial a considerarse en estas reuniones, es que el gobierno norteamericano debe abstenerse de intervenir, y así, evitar que los opositores, en especial Juan Guaidó, se considere arropado por “El Tío Sam”.

Las negociaciones inician, pero habrá de darse espacio para consultas; es claro que será difícil firmar acuerdos antes de 6 meses. El tema más importante tendrá que orientarse por la cuestión electoral, donde los venezolanos deberán acudir a las urnas para escoger a sus gobernantes en un plano donde la imparcialidad sea manifiesta; la manipulación y el tratar de acudir al fraude electoral, será el acabose de estas importantes reuniones en pro de un entendimiento entre nuestros hermanos venezolanos. 

Sin duda México deberá sentirse orgulloso por promover que el diálogo ostente en todo momento un papel protagónico de alto nivel y, más aún, por lograr que el bienestar y acuerdos políticos sean el objetivo a lograr.

elb@unam.mx

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Noticia anterior

París limita desde mañana la circulación a 30 kilómetros por hora

Siguiente noticia

Biden acude a recibir los féretros de los 13 soldados muertos en Kabul