Más

Suscribirse

Redes Sociales

Aplazado al lunes por viento el despegue de abastecimiento a la EEI de la NASA y SpaceX

La NASA y SpaceX tuvieron que aplazar, en esta ocasión por viento, otras 24 horas más, el lanzamiento previsto para este domingo de la misión número 28 de abastecimiento a la Estación Espacial Internacional desde el Centro Espacial Kennedy en Florida, que ahora se prevé pueda despegar mañana lunes.

La agencia espacial estadounidense informó a través de Twitter que el lanzamiento de carga CRS28 de hoy se canceló “debido a los fuertes vientos en el área de recuperación”, por lo que se pospone hasta mañana lunes, cuando está programado para las 11:47 hora de la costa este de EE.UU. (15:47 GMT).

SpaceX detalló por su parte en un comunicado que el objetivo ahora de despegue es el lunes 5 de junio, cuando se abrirá una ventana de lanzamiento, aunque como respaldo está prevista la alternativa del miércoles 7 de junio a las 11:01 hora de la costa este (15:01 GMT).

El aparato en esta misión es un cohete Falcon 9 con una cápsula de carga Dragon en su cúspide, ambas fabricadas por SpaceX.

La empresa propiedad de Elon Musk matiza que, si finalmente despega mañana, Dragon se acoplará de forma autónoma con el laboratorio en órbita el martes 6 de junio aproximadamente a las 9:50 GMT.

El despegue aplazado del sábado a hoy coincidió con el paso por la región de Arlene, el primer sistema con nombre en la actual temporada ciclónica de la cuenca atlántica, que aunque ya se disipó dejó como remanente en la zona mal tiempo en forma de lluvia y viento, este último la causa final del lanzamiento.

La Dragon se acoplará al módulo Harmony de la estación espacial con más de 7.000 libras (3.100 kilos) de carga, que incluye material científico, equipos técnicos y comida para la tripulación del laboratorio orbital a base de manzanas, arándanos, vegetales y queso.

Transportará además dos nuevas matrices de paneles solares que serán instalados en caminatas espaciales programadas para los próximos días 9 y 15 de junio y que permitirán incrementar en un 30 % la energía de la EEI.

La que es la misión de abastecimiento número 28 de la NASA y SpaceX brindará también material para un proyecto desarrollado por universidades de Canadá y Australia que investiga regiones del Ártico canadiense, y que podría proporcionar una mejor comprensión de los efectos sobre el clima de la Tierra.

La nave llevará en su “maletero” los nuevos paneles solares, el quinto y sexto, cada uno de ellos de 60 pies de largo por 20 pies de ancho (18,2 metros por 6 metros), además de pesar 750 libras (340,5 kilos). EFE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *