Un ladrido de ayuda por todos los canes chilangos: El Botas alza la voz

Por El Botas

Hola, amigos, agradezco al Ángel Metropolitano que me dé la oportunidad de expresarme a través de sus páginas, pues la situación de violencia y abuso que se vive en la Ciudad de México es tal, que ya nos alcanzó a nosotros, sus suaves lomitos.

Estoy convencido de que esto no puede seguir así, por eso, levanto mi aullido para decir basta. Basta de violencia, de abuso, de que se nos garanticen espacios seguros y adecuados para que podamos hacer nuestras necesidades… ustedes saben de cuáles hablo.

Posiblemente alguno de ustedes, respetables lectores del Ángel Metropolitano, se preguntarán: “¿qué violencia o abuso puede sufrir un ser tan dulce como un perrito, en una ciudad como ésta, que presume ser una de las más avanzadas en materia de derechos para los animales?”, pues déjeme enlistar tan solo algunos de los muchos casos por los que hoy decido tomar la palabra. 

Fotografía Julieta Aponte

Los cuidadores de perros, ¿a quién cuidan realmente?

Si bien la CDMX garantiza en su Constitución Política los derechos de los animales de compañía y nos reconoce como seres sintientes y dignos de un trato digno, esto no se garantiza siempre en el mundo real.

¿Por qué digo esto? Yo mismo he sido testigo de cómo los paseadores de perros de la Miguel Hidalgo, específicamente los que rondan los alrededores del Parque Lincoln, tratan mal a los perritos, los jalonean, les gritan y lo peor de todo es que no les prestan los cuidados que deberían, poniendo en riesgo su integridad y hasta su vida.

Lo referente a las personas que pasean perritos me parece muy grave, porque encima de que no pagan impuestos por un trabajo que cobran muy caro –según me han informado fuentes caninas, alguna veces los dueños pagan hasta 1 mil pesos por perro–, ponen en peligro la integridad de mascotas inocentes, que solo quieren dar un paseo.

La inseguridad en la CDMX, un problema que alcanzó a los canes

Otra cosa que me tiene muy preocupado es la falta de seguridad, ¿sabías que solamente en la alcaldía Benito Juárez el robo de lomitos creció un 126%, de 2012 a la fecha? Nada más en lo que va de este año, ya hay 50 carpetas de investigación por robos de perros.

Seguro recuerdas el caso de mi amigo Emilio, el bulldog que fue secuestrado por un par de desalmados, durante los primeros 15 días de este 2020. Por suerte Emilio pudo ser recuperado, pero imagínate cuántos perritos son robados y nunca más vuelven a casa. 

En aquella ocasión, la pareja de bandidos que se robó a Emilio, pedía 5 mil pesos… Me parece un descaro que quieran lucrar con nuestras vidas y, peor aún, que las autoridades no impongan penas más severas para que esto se termine.

El Congreso CDMX busca remediar la situación, pero ¿sus medidas serán suficientes?

Si bien el Congreso de la CDMX está “discutiendo” una iniciativa para imponer castigos más fuertes para aquellos sinvergüenzas que quieran lucrar con nuestras vidas, no me parece que su propuesta de tres años de cárcel sea suficiente, pues esto significaría que el delito no es considerado como una pena grave y los delincuentes podrían quedan libres solo con pagar una fianza. Y es que de acuerdo a las leyes no caninas, los delitos menores a 5 años y un día de cárcel, son considerados como delitos no graves.

Antes de despedirme quiero pedirles su ayuda para encontrar a mi amigo Mafioso, un pug, que fue robado en la alcaldía Azcapotzalco hace algunos días; hasta ahora sé que sus captores han llamado a la familia de Mafioso para amenazarla y pedirle dinero. 

Esto no puede seguir así. Ayúdame a que mi reclamo llegue a más personas, presionemos juntos al gobierno y a quien sea necesario para que se respeten nuestros derechos y se garantice nuestro derecho a la vida.

¡No somos objetos, no somos una estadística más, somos la alegría de tu casa y quienes siempre estarán en la puerta esperando tu regreso! 

Puede gustarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Noticias Populares