La desfiguración universitaria de la UNAM FES Acatlán

Por Miguel Ángel Maciel González

Uno de los principios que están enmarcados en el código de ética de la Universidad Nacional Autónoma de México, se refiere a la Convivencia pacífica y respeto a la diversidad cultural, étnica y personal, que a la letra dice: “Derecho a defender su pensamiento; a que se reconozcan y se acepten sus diferencias, a disentir y buscar su propia identidad” 

En teoría este principio es congruente con el anuncio de bienvenida que se percibe en la entrada de la FES Acatlán: “tu segunda casa”. En tal caso, se podría pensar que esta idea se refiere a un espacio donde el estudio, el conocimiento y el aprendizaje, serían los motores para el desarrollo y el crecimiento personal, colectivo y social, pero además que estos aspectos se realizarían en un marco de pleno respeto a los Derechos Humanos y Universitarios, en el diálogo de las ideas, pero ante todo la protección y cuidado de la integridad física y emocional de toda comunidad.

No obstante con los acontecimientos suscitados el pasado jueves 26 de septiembre, no sólo no se cumple lo mencionado, sino que se despiertan sospechas sobre la salud psicológica del personal quien se encarga de la seguridad y también acerca del ejercicio de la violencia no sólo de las ideas, sino también de la misma corporalidad. En ese caso vayamos por partes.

Ese día con motivo de los cinco años de desaparición de los 43 estudiantes de la Normal Isidro Burgos de Ayotzinapa, además de organizar la manifestación, se propuso hacer un paro de labores el cual se extendería del jueves por la tarde hasta las 18:00 pm del viernes 27 de septiembre. En ese contexto al decidir cerrar las instalaciones por esa decisión, se generó un conato de violencia en las escaleras de la dirección dónde los estudiantes querían dialogar con las autoridades, no se les permitió y para evitar que llegaran a la oficinas de la dirección, un grupo aparentemente de vigilancia, impidió el paso. Uno de los estudiantes de nombre: David Diez Gavia, fue ahorcado por presuntamente el jefe de vigilancia; Erasmo González Castro.

Este tipo de actos que podrían observarse como una situación “más” de agresión, define un problema más grave, pues atentar contra el cuerpo del otro, representa uno de los mecanismos particulares del capitalismo, no sólo para amedrentar cualquier tipo de inconformidad o protesta, sino también para desmontar la idea de que quebrantar el cuerpo, representa la forma más eficaz para la creación de una “sensibilidad del terror”, en la cual las estructuras de poder, intentan dejar una huella y el siguiente mensaje: “su cuerpo no es de ustedes, es de nosotros, como una baratija con la cual podemos comerciar el ánimo y el retraimiento de la comunidad”.

En ese marco de referencia, es necesario hacerse las siguientes preguntas: ¿Está haciendo la universidad sus tareas apegadas a la conversación, ¿Las formas organizacionales se hacen respetando el derecho?, ¿Existe una institución o hay una serie de criterios de imposición para la toma de desiciones y por ende una simulación?

El que se paren las actividades en la FES, no significa necesariamente incumplimiento de las actividades académicas y administrativas o hacer una apología al desorden, la flojera o la indolencia, representan –y más en este tipo de aniversarios– la respuesta a que la universidad requiere una profunda reestructuración, no sólo en el plano del esquema de cuidado de todos los que la componen, sino además de su vigencia en su vocación social. En este escenario  es necesario reflexionar sobre: 1. Si se está aprovechando el conocimiento múltiple que se está generando en el mundo para atender los problemas de desigualdad que hay en todo el país, 2. Si se están aprovechando las nuevas tecnologías en todos los campos, para que sean aplicadas en una dimensión de justicia social y 3. Si se está desarticulando la concentración del poder y las decisiones en un solo grupo. Hacer esto es imperioso antes de que perdamos uno de los mejores constructos educativos que tiene México.

Puede gustarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Noticias Populares