El Bosque Congelado

Por Ricardo Sarraf

A muchos que vivimos en la ciudad nos gusta de vez en cuando, especialmente en vacaciones, ir a algún lugar con belleza natural. Nos gusta la playa, nos gusta escalar montañas y nos gustan los bosques. Hay algo tan hipnotizante y anhelante de los bosques. Sus aromas, sus sombras, los hongos que crecen por doquier y los árboles que cubren el cielo. En Namibia se encuentra uno de los bosques más bellos e interesantes del mundo. Este bosque atrae a cientos de turistas anualmente al igual que a artistas, paleontólogos y fotógrafos.

Se trata del Deadvlei, el Pantano muerto que esencialmente es un bosque congelado en el tiempo. En los desiertos de Namibia, la ausencia de agua y el intenso calor han quemado toda la vegetación en este valle, dejando atrás árboles negros con forma de esqueleto. Estos árboles fantasma no pueden descomponerse porque la tierra está demasiado seca. La arcilla blanca del suelo agrietado contra la arena naranja del desierto de Namibia y el cielo azul hace un gran contraste de colores y profundidades. Los ríos que alimentaron este pantano hace siglos desaparecieron o fueron bloqueados por las dunas. El cambio climático que ocurrió en Deadvlie fue tal que preservó casi en su totalidad a los árboles vachellia erioloba.

Namibia es un país interesante con influencias culturales alemanas y un paisaje impresionante. El Deadvlie es una de las atracciones naturales más importantes de todo el continente africano y una de las más enigmáticas de todo el mundo. Este valle tiene al rededor de 900 años y seguirá a pie por muchos años más. Sin duda vale la pena visitar el bosque congelado. ¿Dónde más podrás ver al desierto naranja al rededor de ti mientras te cubres bajo la sombra de un árbol que existió al mismo tiempo que el Sacro Imperio Romano?

Puede gustarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Noticias Populares