Reforma Educativa de la “4T” a punto de ser aprobada en todos los congresos

A pesar de la movilización, cierres, marchas y plantones de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) para frenar la Contrarreforma Educativa, planteada por el gobierno federal, está por fin fue aprobada en el Senado de la República el pasado 14 de mayo.

El presidente del Senado de la República, Martí Batres Guadarrama, señaló que 17 congresos de las entidades federativas han aprobado la reforma constitucional en materia educativa, se trata de las legislaturas de Baja California Sur, Campeche, Chiapas, Chihuahua, Colima, Durango, Guerrero, Hidalgo, Morelos, Nayarit, Nuevo León, Oaxaca, Sinaloa, Tabasco, Tlaxcala, Veracruz, Zacatecas. Y Ciudad de México, esperando que los Congresos de Michoacán, Jalisco, Quintana Roo, entre otros lo aprueben.

De acuerdo con el artículo 135 de la Carta Magna, una vez que la mayoría de las legislaturas de los estados y de la Ciudad de México hayan aprobado el proyecto, el Congreso de la Unión o la Comisión Permanente, en su caso harán el cómputo de estos votos, así como la declaración de haber sido aprobadas las reformas a los artículos tercero, 31 y 73 de la Constitución Política.

La reforma educativa fue avalada por la Cámara de Senadores en la sesión extraordinaria del pasado 9 de mayo. Restituye derechos de los trabajadores de la educación y recoge la obligación del Estado en materia de educación superior, así como los principios de gratuidad, laicidad e inclusividad entre los fundamentos rectores de la enseñanza.

Además, el Estado priorizará el interés superior de niñas, niños, adolescentes y jóvenes en el acceso, permanencia y participación en los servicios educativos. También termina con la llamada evaluación punitiva que vinculaba la permanencia en el empleo a los resultados de las evaluaciones.

Asimismo, desparece el Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación y crea el Sistema Nacional de Mejora Continua de la Educación, que será coordinado por un organismo público descentralizado, con autonomía técnica, operativa, presupuestaria, de decisión y de gestión.

Los contrastes de las modificaciones al sistema educativo nacional

Desde la modificación al artículo tercero de la Constitución de los Estados Unidos Mexicanos realizada en el sexenio de Enrique Peña Nieto, en diversos sectores del magisterio mexicano hubo una gran oposición, que fue retomada por el actual presidente Andrés Manuel López Obrador, quien lo veía como una grave afrenta a al derecho a la educación laica y gratuita, sobre todo de menosprecio al maestro, y que solamente tenía tintes laborales y la imposición de criterios extranjeros en el modelo educativo nacional.

La reforma educativa aprobada durante el gobierno priista de Enrique Peña Nieto fue parte de un paquete de cambios estructurales sugerido por organismos internacionales para el fomento al crecimiento económico del país; cambios a los que se les da marcha atrás en el sexenio obradorista.

La congratulación del titular del Ejecutivo federal fue más que elocuente con la aprobación de la contra reforma en la Cámara de Diputados, en lo general y en lo particular la reforma educativa con la que se deroga los cambios establecidos a la ley de educación con Peña Nieto.

López Obrador manifestó que entre todos los defectos que esta tenía uno de los principales era que estas directrices eran impuestas desde el extranjero. La reforma educativa del sexenio anterior estaba enfocado en preservar el tipo de enseñanza en donde la educación es vista como un privilegio, o una mercancía y no como un derecho de todos los mexicanos.

La votación final para aprobar el dictamen de la Reforma educativa en lo general obtuvo 381 votos a favor por parte de legisladores de Morena, PRI, PAN, PRD, PVEM, PES, PT, MC, así como diputados sin partido, 78 en contra y 2 abstenciones. “Casi todos votaron por cancelarla, menos los de un partido conservador”, refirió el mandatario.

Ante la insistencia de la prensa acerca de los cambios negativos que podrían generar estas modificaciones en la ley, el presidente reiteró que la “mal llamada reforma educativa” fue impuesta y el magisterio calumniado para justificar su implementación.

Recordó que ahí estaba el caso de  Rubén Nuñez, exdirigente de la sección 22 del sindicato magisterial, en Oaxaca, recientemente fallecido, “quien era humilde, tan

Se acabó la evaluación de los mentores para seguir laborando

Entre las medidas que tiene la nueva Reforma educativa del gobierno federal destaca la que refiere que los alumnos de primero y segundo de primaria que aprobaran sus cursos con solo asistir, y el promedio mínimo de seis en el resto de los grados, y una calificación aprobatoria en por lo menos seis materias, el último año será de aprobar con seis todas las materias para concluir ese grado escolar.

Con lo anterior desaparece el acuerdo de cumplir con el 80 por ciento de asistencia y acreditar matemáticas y español, dos de las áreas con más alto índice de reprobación en todo el país, y que lo tienen en los últimos lugares a nivel mundial.

Para secundaria será más difícil reprobar, los estudiantes de ese nivel reprobaban si no pasaban en cuatro materias, con las modificaciones aumenta su margen y lo eleva a cinco, “el alumno volverá a cursar el grado cuando al concluir el ciclo escolar tenga cinco o más asignaturas del componente curricular Campos de Formación Académica y las áreas de Artes y Educación Física del componente curricular Áreas de Desarrollo Personal y Social no acreditadas”.

La Secretaría de Educación Pública eliminó los componentes de Educación Socioemocional y Clubes de Autonomía Curricular de la boleta de evaluación, por lo que ahora sólo se le comunicará a los padres de forma oral o escrita sin utilizar valores numéricos para calificarlos.

En ese sentido, la dependencia a cargo de Esteban Moctezuma Barragán consideró pertinente realizar una revisión al Acuerdo de 2018, al detectar que el procedimiento previsto en el mismo implicó registros complejos que generaban una carga administrativa a los docentes”.

Apuntó, “la evaluación tiene una finalidad esencialmente formativa, al constituirse en la fuente de información para el mejoramiento de la práctica educativa y, en su caso, del esfuerzo de los estudiantes, siendo prioridad de la tarea docente hacer que éstos participen con interés en diversas experiencias educativas, y que las mismas no se vean desplazadas por requerimientos administrativos”.

Asimismo, anunció la suspensión de las evaluaciones docentes previstas recientemente, en las que los profesores y las profesoras aplicarían para ser admitidos o promovidos en el servicio docente, además de la recepción de incentivos por reconocimiento a su labor, establecidos en la Reforma de Peña Nieto.

CNTE en desacuerdo con la aprobación “a modo” de la Reforma 

En tanto la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) expresó su desacuerdo con la reforma educativa de López Obrador, al considerarla a “modo” y sin un acuerdo nacional para la abrogación total de la realizada por el gobierno de Enrique Peña Nieto, por lo que anunció iniciar movilizaciones y paros escalonados.

Aseveró que la lucha seguirá hasta que el gobierno encabezado por el presidente Andrés Manuel López Obrador instale una mesa de alto nivel para resolver la demanda central de los maestros, “el diálogo se ha quedado sólo en buenas intenciones sin dar solución, en los hechos, a varias demandas, como la reinstalación de 586 cesados, así como poner fin a las retenciones salariales, descuentos indebidos, e incidencias administrativas derivadas del desconocimiento de los derechos consagrados en el 123 Constitucional”.

La CNTE refirió que los docentes rechazan “el proceso legislativo de la reforma educativa de la 4T”, por lo que convocaron al paro y las marchas en diferentes entidades, que “denunciarán la falta de acuerdos con el gobierno federal para la abrogación total de la reforma educativa”. 

Deja un comentario

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.