¿Cómo cuidar a nuestro perro de un golpe de calor?

Uno de los mayores errores es pensar que si nosotros podemos aguantar sin beber, ellos también podrán, y se nos olvida una diferencia fundamental, que nuestros perros llevan una manta de pelo adicional que les proporciona más calor aún y no eliminan el exceso de calor como nosotros.

Pasear en horas sin tanto sol, como por ejemplo en las mañanas o en la tarde noche

Lo mejor para evitar un golpe de calor es realizar los paseos largos en las horas de menos calor, como a primera hora de la mañana o cuando empieza a anochecer. En esas franjas de tiempo nuestro animal podrá disfrutar mejor de su paseo y realizar el ejercicio sin temor a que tenga ningún problema de insolación.

Dejarlos estacionados en el carro

Otra de las cosas que hay que prevenir es dejarlos atados al sol o dentro del vehículo. De nada sirve dejar bajada una ventanilla, pues el coche no está en movimiento y el aire no refrigerará el interior.

Hay que tener mucho cuidado y debemos llevar siempre dos botellas de agua: una para nosotros y otra para nuestro perro. No olvides que, lo que para nosotros puede convertirse en un simple dolor de cabeza, para ellos puede resultar la muerte

Deja un comentario

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.