Claudia Sheinbaum hace historia este miércoles al convertirse en la primera mujer electa en ser alcaldesa de la Ciudad de México.

Si bien no es la primera mujer en ejercer el cargo (antes que ella Rosario Robles lo hizo de forma interina entre 1999 y 2000), sí es la primera en acceder a la alcaldía a través del voto popular.

Con 56 años y un estilo más bien sobrio -rara vez se la ve sonreír en un acto público al que acude casi siempre con jeans, camisa blanca y pañuelo en el cuello- Sheinbaum no cumple con los estereotipos del político promedio.

Nacida en el seno de una familia judía en un país mayoritariamente católico -sus abuelos emigraron de Lituania y Bulgaria-, Sheinbaum recibió no obstante una educación secular.

Y su primera pasión, al igual que la de sus padres, no fue la política sino la cienciaestudió Física e Ingeniería Energética en la UNAM, obtuvo un doctorado en el Laboratorio Nacional Lawrence Berkeley (Estados Unidos) e integró el Panel Intergubernamental de expertos sobre el Cambio Climático (IPCC)de la ONU, el equipo que ganó el Nobel de la Paz en 2007.

Sin embargo, su interés por la ciencia no le ha impedido desarrollar su carrera política.

Pag-4-pss_conago-12_78935710

Vida personal

Durante sus años en el Consejo Estudiantil Universitario (CEU) -que luchó entre otras cosas para mejorar la calidad académica de profesores e investigadores- conoció al líder estudiantil Carlos Imaz con quien se estuvo casada entre 1987 y 2016. Tuvieron dos hijos.

Su exesposo, una figura conocida dentro de la izquierda, cayó en desgracia tras ser alcanzado por un escándalo de corrupción.

En noviembre de este año, Sheinbaum fue elegida por la BBC como una de las 100 mujeres más inspiradoras e influyentes de todo el mundo en 2018.

Inicia la era Sheinbaum en la CDMX

En lo que representó la primera sesión ordinaria del primer año de vida del Congreso de la CDMX, Claudia Sheinbaum rindió protesta como jefa de gobierno de la Ciudad de México, primera ocasión que un mujer ocupa el cargo por elección ciudadana.

Ya como jefa de gobierno, Sheinbaum agradeció a José Ramón Amieva por las facilidades otorgadas durante la transición. Sheinbaum Pardo se comprometió a guardar y hacer guardar las constituciones políticas de la República Mexicana y de la Ciudad de México para desempeñar leal y patrioticamente el cargo mirando en todo momento por el bien y prosperidad de la ciudad.

La jefa de gobierno dijo que se restablecerá la democracia y la libertad política, “nunca más se permitirá la persecución y violencia por pensar o actuar de forma distinta a quien gobierna”, sentenció.

Inicia una nueva etapa de respeto a los usos de suelo y desarrollo urbano sustentable, dijo al reprocharle a la pasada administración por dicho fallos en la gestión capitalina. Claudia Sheinbaum aseguró que la innovación y derechos humanos serán el eje central de su gobierno.

Como lo pregona el nuevo gobierno federal, prometió que se terminará la compra del voto como forma de ejercer la voluntad popular, la persecución laboral y el otorgamiento de plazas a familiares y amigos.

“A partir de ahora se terminó en convertir a los damnificados de los sismos en deudores de la banca”, destacó.

Al recinto legislativo acudieron los alcaldes de Coyoacán, Manuel Negrete; Iztapalapa, Carla Brugada, y Miguel Hidalgo, Víctor Hugo Romo, así como los secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Espriú, Turismo, Miguel Torruco y Gobernación, Olga Sánchez Cordero así como representantes de los gobiernos de Argentina, España, Uruguay, Canadá, Azerbaiyán y Turquía. Además de la presencia del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Se prevé que a las 13:00 horas ya como Jefa de Gobierno, Sheinbaum inaugurare el Palacio del Ayuntamiento como museo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.