El apoyo de la familia en cuidados, educación y prevención de la diabetes es fundamental para ayudar a que el paciente logre controlar su enfermedad, aseguró el jefe de servicio de endocrinología del Hospital Juárez de México (HJM), Jorge Villaseñor Ramírez.

Aseguró que un diagnóstico de diabetes suele generar un impacto fuerte en la vida del paciente, por lo que la familia debe adoptar cambios como alimentación, actividad física y mantenerse en un adecuado peso corporal.

En el marco del Día Mundial de la Diabetes 2018, con el lema “La familia y la diabetes”, el especialista indicó que alrededor del 46 por ciento de los pacientes con diabetes hacen cambios en su estilo de vida y sus resultados son mejores cuando los integrantes de la familia participan.

En un comunicado, la Secretaría de Salud informó que en entrevista, Villaseñor Ramírez explicó que debido a que es una enfermedad que tiene una alta carga hereditaria, el diagnóstico y tratamiento temprano son clave para prevenir sus complicaciones y lograr resultados favorables.

Es por ello que en la clínica diabetes del HJM se integra al paciente y a la familia a grupos de terapia familiar para que aprendan a llevar una sana alimentación, medir los niveles de azúcar, así como conocer y detectar factores de riesgo, como colesterol alto y dislipidemia. E

l jefe del servicio de endocrinología recomendó llevar una dieta baja en grasa, consumir poca sal, pocos carbohidratos, mantener bajos los niveles de colesterol y triglicéridos, realizar por lo menos 150 minutos de ejercicio.

Asimismo, señaló que se debe monitorear la glucosa para saber si se están cumpliendo las metas de control y acudirá todas las citas médicas, para evitar complicaciones en la vista, piernas y riñón.

De igual manera, Villaseñor Ramírez destacó que los familiares deben aprender a aplicar las técnicas de aplicación subcutánea de insulina, conocer los medicamentos que consume el paciente, efectos secundarios y cómo se debe actuar en caso de una baja de azúcar.

Comentó que deben mantenerse en alerta las personas que tiene obesidad, hipertensión, colesterol y triglicéridos altos, y haber pesado tenido más de cuatro kilos al nacer porque están en riesgo de presentar diabetes.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), aproximadamente 62 millones de personas en Latinoamérica tienen diabetes y necesitan del apoyo de sus familias.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.