Atlanta, serie dirigida, producida, actuada y escrita por Donald Glover, mejor conocido en el mundo de la música como Childish Gambino, se ha convertido en una de las referencias más importantes de la cultura pop y la música en años recientes desde su lanzamiento en 2016 a través de FX.

Con más de 2.7 millones de vistas totales, de las cuales 1.3 millones de personas rondan entre 18 y 49 años, la serie es una de las más vistas en la historia (en la categoría de comedia) a través de un canal de cable de acuerdo con cifras de Complex. Más allá de los números, el producto audiovisual creado por Glover ha logrado conectar con una audiencia crítica pero con un sentido del humor agudo.

La historia gira en torno a una realidad vista desde una óptica cínica y sarcástica. Para ser más específicos, Atlanta trata sobre lo que vive el afroamericano promedio en el estado de Georgia y, en general, el racismo, clasicismo y situación de calle que le acontece a una persona negra en Estados Unidos.

Más en el fondo, la serie refleja lo que sucede en la escena hip hop en aquel estado del país de barras y estrellas, desde la visión de su protagonista, Earn Marks (personificado por Glover) y su primo, el rapero Paper Boi, quienes acercan al espectador a lo superficial que puede llegar a ser la industria musical actual y los problemas socioculturales de este género incluyendo el tema del abuso de drogas y sus repercusiones.

View this post on Instagram

Gotta give the people what they want #AtlantaFX

A post shared by Atlanta (@atlantafx) on

El propio coproductor de la serie, Stephen Glover, le dijo a Rolling Stone: “El rap comenzó como algo muy negro y sociopolítico, y ahora se ha convertido en música pop… nos reímos de cómo todos hacen lo mismo en todas sus canciones. Todos se drogan con lo mismo, se emborrachan con lo mismo, no importando si son Justin Bieber o el rapero más sucio”.

Todavía más en sus entrañas, Atlanta muestra dos de las constantes más interesantes de la cultura blanca respecto a la negra y viceversa: la apropiación cultural y la obsesión aspiracional de algunos afroamericanos con ser blancos. En uno de los episodios de la segunda temporada, Earn visita junto a su pareja, Vanessa Keefer (Zazie Beetz), la casa de una de sus amistades en donde encuentra a un sujeto apasionado por la cultura negra quien le muestra un cuarto lleno de objetos -reliquias y hasta discos (incluido uno de Childish Gambino)- que representan a la comunidad negra.

En uno de sus capítulos más polémicos y terroríficos, Glover se disfraza de un personaje llamado Teddy Perkins que, aunque parece blanco, en realidad es un negro que a lo largo de su vida ha luchado contra una enfermedad en la que se ha sometido a operaciones que lo han dejado de ese color, y encierra a un familiar afectado por dicho mal en una gran mansión— una clara referencia a la obsesión desmedida de Michael Jackson por blanquearse y al autoritarismo enfermizo de su padre, Joe.

¿Por qué funciona la serie?

De acuerdo con un artículo de C Net, la serie funciona y es una de las más representativas por diversos factores que influyen en los contenidos actuales: es real pero a la vez muestra algo de surrealismo y hay episodios que describen el universo ahí descrito.

Desde el discurso y la construcción de los personajes (el propio Earn es pobre y es un marginado dentro de la propia clase trabajadora), hasta la existencia de capítulos metafóricos con referencias a cada una de las ironías que sufre la comunidad negra.

Aunque la audiencia estadounidense está dividida por la propuesta política de Glover, el experimento del rapero funciona a la perfección con lo que se vive actualmente. Para 2019, con el lanzamiento de la tercera temporada, FX espera que la cifra de espectadores aumente y por su parte, Childish Gambino espera tener toda la libertad creativa que sea posible, aunque no se lleve los premios Emmy, tal como sucedió la noche de este 17 de septiembre de 2018 en la entrega de los galardones.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.