El desfile de lencería de Rihanna cerró la semana de la moda de Nueva York con un éxito total que se debió, en buena medida, a la celebración de la feminidad. En la pasarela estuvieron presentes modelos embarazadas, tallas grandes y una diversidad de cuerpos que no suelen verse en las presentaciones de lencería.

La cantante describió el desfile de su marca, Savage x Fenty, como un llamado urgente al mundo de la moda para volverse más incluyente. “Es una pena que las mujeres se sientan inseguras o cohibidas por el aspecto de sus cuerpos. La sociedad les ha enseñado que sólo una cosa funciona”, dijo Rihanna a la revista Vogue al cierre de la presentación.

Definitivamente, Savage x Fenty es el polo opuesto de Victoria’s Secret. La marca de Rihanna se permite las piezas exuberantes, que resaltan partes del cuerpo que suelen esconderse.

Savage X Fenty

“Para mí era importante traspasar los límites, pero también crear una línea de prendas con las que las mujeres puedan verse en ellas. Lo que busco es ampliar la definición de lo bello. Quiero que las personas se vean y se sientan bien, y se diviertan jugando con diferentes estilos”, explicó la cantante cuando anunció el lanzamiento a medios.

El desfile de Savage x Fenty iba a contracorriente en muchos sentidos: no se diseñaron piezas exclusivas para la pasarela, sino que todas forman parte de las 90 piezas de lencería, ropa para dormir y accesorios de las primeras cuatro colecciones.

Savage X Fenty

La colección central se llama “On the Reg” e incluye los básicos de todos los días, la línea “U Cute” cuenta con las piezas de encaje que Rihanna mostró en Instagram y la gama “Damn” que incluye bodysuits y otras piezas más audaces. Y por último están los accesorios y “Black Widow”, que la marca describe como “atrevida y ultra sexy”.

Con Savage x Fenty Rihanna reitera su compromiso por celebrar la diversidad, tal como lo hizo con Fenty Beauty, su línea de maquillaje dirigida a las mujeres de todo el mundo, la cual ofrece una amplia gama de tonos de piel considerados como difíciles de maquillar.

En su desfile, la diversidad lo fue todo: modelos de distintas razas, tallas y perfiles le dieron un aire fresco a una pasarela que tiende a ser demasiado rígida y homogénea en torno a la concepción de la belleza femenina.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.