Se trata de Guillermo Ortiz Martínez, extitular de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), y Santiago Levy, exdirector del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), dos personalidades del ámbito económico, partícipes de uno de los peores episodios como la crisis de 1995 y su producto para enmendarla: el Fobaproa.

Luego de que Bloomberg informó lo anterior esta tarde, Apro pudo confirmar con el equipo del candidato de la coalición Juntos Haremos Historia que, efectivamente, sumará a los dos mencionados con el objeto de dar certidumbre a los empresarios ante un virtual triunfo del exjefe de Gobierno en las elecciones del próximo 1 de julio.

Ayer, las primeras señales encaminadas a superar el conflicto que se prolongó todo mayo, segundo mes de campaña, iniciaron con las expresiones de calma que lanzó López Obrador, quien además llamó a cerrar filas “por el bien del país”. Horas después, el Consejo Mexicano de Negocios (CMN) anunció que sostendría una reunión con los candidatos presidenciales.

Esta mañana el tabasqueño confirmó que este martes 5 se reunirá con el CMN, la cúpula de cúpulas entre cuyos miembros están algunos de los magnates que más se oponen a su postulación.

La trayectoria de Guillermo Ortiz en cargos de primera importancia en materia económica inició en el sexenio de Carlos Salinas de Gortari, cuando se desempeñó como subsecretario de Hacienda durante toda la administración. Con Ernesto Zedillo ocupó por unos meses la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, para luego asumir la titularidad de la SHCP, donde se mantuvo la mayor parte del sexenio en el que afrontó la crisis económica de 1995.

Sólo abandonó ese último cargo para asumir la gubernatura del Banco de México, donde trascendió la alternancia y permaneció ahí durante 11 años, cuando en 2009 se acabó su mandato. En el sector privado fungió como presidente de Banorte hasta 2014, año en que entregó la estafeta a Carlos Hank González.

De Santiago Levy hay que señalar que su paso por Hacienda como subsecretario ocurrió durante el sexenio de Zedillo, es decir que estuvo bajo las órdenes de Guillermo Ortiz. En el gobierno de Vicente Fox presidió la Comisión Federal de Mejora Regulatoria, y luego fue designado director general del IMSS, donde estuvo hasta 2005. En 2008 se convirtió en vicepresidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.