Por Alfredo Jalife-Rahme

En su discurso anual sobre el Estado de la Unión, el zar Vlady Putin asombró al mundo entero al exhumar ante pantallas gigantescas y lujo de videos, una panoplia de armas supersónicas de alta tecnología (https://goo.gl/kqcSNH). Mientras su aliado estratégico, el mandarín Xi Jinping se afianzaba en el poder sin límite de tiempo, el zar Vlady Putin advertía a EUA y a la OTAN —quienes han colocado un conjunto de misiles balísticos de defensa entorno de Rusia— de que al no haber sido escuchado, en referencia a su histórico discurso en la Conferencia de Seguridad de Múnich de 2007 (https://goo.gl/BMmTiL), pues ahora lo tendrán que escuchar (https://goo.gl/hqvzFu).

Ante la aparente sincronización del mandarín y el zar, las amenazas de imponer tarifas al acero y al aluminio de Trump que afectan primordialmente a China, parecen patadas de ahogado.

The New York Times, controlado por el grupo de George Soros que abomina tanto a Putin como a Trump, no tomó enserio la advertencia del Kremlin que calificó de bluff (https://goo.gl/ekBV1X).

El senador ruso Víctor Bóndarev que encabeza el Comité de Defensa y Seguridad del senado ruso sentenció que “es evidente que hemos aventajado a EUA en poderío militar”. El portal británico The Duran afirma lo mismo (https://goo.gl/MwZ6tC).

En caso de que no sea bluff la advertencia del zar Vlady Putin estaríamos ante un “game changer” (punto de inflexión) que reequilibraría en forma dramática la correlación de fuerzas cuya ventaja llevaba EUA después del colapso de la URSS.

http://alfredojalife.com

@AlfredoJalifeR_

https://www.facebook.com/AlfredoJalife

http://vk.com/id254048037

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.