Por: Andrés Coria.

La tendencia tecnológica del momento es, sin lugar a dudas, el desarrollo de inteligencia artificial y aunque este tema ha generado debates polémicos como el de Elon Musk y Mark Zuckerberg acerca de la regulación de la misma, actualmente son muchas las compañías que ya utilizan este tipo de inteligencia para ayudar a los humanos en varias áreas. Recientemente, un grupo de investigadores desarrolló una inteligencia artificial para detectar pinturas falsas. 

Según un artículo de Cromo, investigadores de la Universidad de Rutgers en Estados Unidos y el Estudio de Restauración e Investigación de Pinturas de los Países Bajos desarrollaron un sistema para determinar si una obra es plagiada con solo analizar los trazos.

Este sistema ya ha sido pesto a prueba con unos 300 dibujos lineales de Picasso, Matisse, Modigliani y otros artistas reconocidos compuestos por aproximadamente 80 mil trazos. El sistema utiliza una red neuronal que es capaz de aprender cuáles son las características de cada artista para reconocer a las obras originales de las plagiadas.

picasso .jpg

Así mismo, los investigadores crearon un algoritmo de aprendizaje automático que tiene como objetivo detectar características específicas dentro de la pintura, incluyendo las formas de las líneas dentro de los trazos. Gracias a los dos algoritmos, este sistema cuenta con una gran fiabilidad a la hora de detectar obras.

Para identificar a un artista, el sistema analiza la fuerza cambiante a lo largo de un trazo, en otras palabras, la cantidad de presión que fue aplicada por el artista en el lienzo. Una vez realizadas las pruebas con ambos algoritmos, el sistema logró reconocer un 80% de las obras.

AI 2.jpg

El grupo de investigadores determinó que el experimento fue un éxito e incluso el profesor de la Universidad de Rutgers, Ahmed Elgammal, aseguró que “un humano no puede hacer eso”.

Es importante mencionar que este sistema únicamente funciona con líneas claramente delimitadas, por lo que no sirve para casos en los que la obra presenta difuminados.

Fuente.

 

Deja un comentario