Por: Allie Ann

Si estas en tus veintes y te sientes estresado, no te alteres, todo indica que vienen años mejores.

Se descubrió que conforme las personas envejecen se tornan más felices y disfrutan de una mayor salud mental.

Mientras que en otros estudios anteriores han descubierto que nuestro goce por la vida aumenta conforme envejecemos –algo llamado la paradoja del envejecimiento, ya que una edad mayor también se relaciona con peor salud– los nuevos hallazgos muestran que el fenómeno sucede continuamente durante nuestra adultez.

En términos de las medidas de salud mental –incluyendo satisfacción con la vida y bajos niveles de estrés, ansiedad y depresión percibidos– las personas mayores calificaron mejor que las menores. La mejoría del bienestar psicológico demostró ser linear y sustancial, los participantes dijeron sentirse mejor con ellos mismos año con año.

En contraste con las generaciones más viejas, los jóvenes mostraron mayores niveles de estrés percibido, síntomas de depresión y ansiedad, mostrando pasarla peor.

Sin embargo no todas son buenas noticias. Como es de esperarse los participantes mayores mostraron un peor funcionamiento físico y cognitivo al compararlos con los jóvenes.

Los adultos mayores son más felices que los jóvenes debido al desarrollo de nuevos objetivos de vida, lo que nos ayuda a encontrar mayor satisfacción en cosas más simples y accesibles.

El bienestar psicológico también podría venir de la sabiduría que viene con los años, incluyendo una mayor habilidad para regular las emociones y tomar decisiones complejas.

Deja un comentario